¿Por qué Bentancor no amonestó a Rivero?

Antes de salir, el delantero de Defensor se sacó la camiseta delante del árbitro, para recibir amarilla y cumplir la pena ante El Tanque, que no se presenta, pero el juez no lo amonestó

Varios jugadores de Defensor Sporting, Germán Rivero entre ellos, entraron a la cancha con las cuentas claras. Tenían cuatro amarillas, lo que marcaba que con una más debían cumplir una fecha de sanción.

El actual torneo tiene la particularidad de que El Tanque, aunque no juega, tiene voz y voto en la asamblea. Pero lo más curioso no es eso, sino que, a pesar de que no se presenta, el partido contra El Tanque cuenta para que los jugadores cumplan sanciones. Es decir, si un jugador recibe dos partidos de pena y el calendario marca que debe enfrentar al club fusionado, estará un solo juego afuera.

¿A qué llevó esto? A la especulación. Porque todos los equipos miran cuándo les va a tocar la fecha contra El Tanque para que los jugadores que acumulan cuatro amarillas se hagan sacar quinta en el juego previo al que marca el calendario frente a los fusionados. De ese modo cumplen la sanción en un partido donde no juegan.

Rivero se desviste en la cancha

El argentino Germán Rivero entró a jugar contra Liverpool sabiendo que en su foja tenía cuatro amarillas. En consecuencia, antes de salir debía recibir la quinta.

Como no se dio en situaciones de juego, la buscó cuando el técnico Acevedo ordenó su salida de la cancha.

Rivero, en la cara del árbitro Javier Bentancor, se sacó la camiseta buscando la amarilla. Pero, para sorpresa del jugador y los técnicos de Defensor que reclamaban la amarilla para su propio jugador, el juez lo acompañaba a retirarse. Y se generó una extraña situación. Rivero reclamaba la amarilla. Bentancor le decía que se retirara.

El jugador llegó a la línea e inducido desde el banco se metió a la cancha para comenzar a desvestirse. Se sacó los zapatos, las medias, la canilleras, las vendas buscando la reacción del árbitro. En eso un jugador de Liverpool se arrimó para empujarlo. Pero a Bentancor no se le movió un pelo. Rivero salió de la cancha ante la bronca de los violetas.

¿Debió ser amonestado?

La actitud de Rivero generó polémica. Los hinchas de Defensor protestaban aduciendo que si se trataba de un jugador de los grandes el árbitro no dudaba en mostrarle la amarilla.

Ahora bien, la pregunta que invade es si el árbitro Bentancor actuó correctamente.

El propio juez explicó a Referí lo que dice el reglamento: "Hay un desconocimiento general sobre las reglas de juego que lleva a que el árbitro tenga situaciones y deba explicarlas más de lo normal porque los actores principales no las conocen. Que un hincha no conozca las reglas no me preocupa tanto, pero las otras partes, tanto el periodismo como los dirigentes, los actores mismos que no conozcan la parte básica, eso no lo entiendo y lleva a situaciones que no están buenas".

Bentancor dijo a Referí que en ninguna parte del reglamento dice que debía amonestar al jugador.

"No se hizo nada que estuviera fuera de las reglas de juego. Todo estuvo amparado dentro de las reglas de juego. Si un jugador se saca la remera, las reglas de juego nunca hablan de amonestación en esas situaciones, salvo que sea en un festejo del gol. Si se saca la remera, se cubre la cara o se pone máscara en el festejo de un gol hay que amonestarlo, pero en ningún momento habla que si va a ser sustituido y se saca la remera hay que amonestarlo".


Comentarios

Populares de la sección

Acerca del autor