Ya es tiempo de Polenta

El zaguero está mejor física y futbolísticamente y puede dar una mano a una defensa que no anduvo

El rendimiento de la zaga de Nacional en el partido del pasado sábado contra El Tanque Sisley encendió las alarmas y seguramente el director técnico de la institución, Álvaro Gutiérrez, pondrá manos a la obra de cara al próximo compromiso de los albos el domingo que viene contra River Plate.

Dejando de lado el muy buen desempaño de Juan Manuel Díaz –una vez más–, los restantes zagueros quedaron todos en el debe en la derrota contra los fusionados.

El que más errores cometió fue Guillermo De los Santos quien tiene partidos buenos y otros en los cuales no le sale nada. Le falta conseguir ese balance necesario para cualquier futbolista, pero, sobre todo, para el que juega como zaguero porque detrás suyo, solo queda el arquero.

A esto hay que agregarle las lesiones de Jorge Fucile –quien parece complicado que pueda llegar a jugar ante los darseneros– y el golpe en la cabeza que sufrió Rafael García.

La hora de Diego Polenta
Si bien durante el encuentro del sábado ingresó el juvenil José Aja –en quien Gutiérrez deposita mucha confianza– y jugó muy bien, yendo a todas y haciendo bien los relevos, todo indica que esta semana será la del debut de Diego Polenta en Nacional.

El zaguero llegó proveniente de Bari de Italia en donde se encontraba a préstamo de Genoa.

Su último partido lo jugó el 11 de junio y cuando llegó a Montevideo dijo que estaba para jugar, lo cual no era así.

En Nacional se dieron cuenta enseguida, máxime que no pudo hacer la pretemporada con el grupo.

Si se suma toda esa falta de fútbol, eso coadyuvó en contra del excapitán de la selección nacional sub 20 para que pudiera debutar con la casaca alba.

Sin embargo, es muy probable que ahora el propio Gutiérrez le dé cabida en el próximo encuentro teniendo en cuenta las lesiones antedichas junto al mal rendimiento de algunos futbolistas y de que ya van a ir cuatro fechas del Apertura.

Polenta ha demostrado en las prácticas que se encuentra mejor física y futbolísticamente que cuando arribó y es factible que comience de entrada en el trascendente choque contra los darseneros del próximo domingo.

El pobre rendimiento de la zaga de Nacional impone cambios para el encuentro que viene.

Eso Gutiérrez lo tiene claro, sabe muy bien que los errores ante El Tanque Sisley costaron carísimos y, en ese sentido, seguramente, realizará variantes para el compromiso que viene.

No será una semana sencilla para Nacional que debe levantar mucho su rendimiento.


Populares de la sección

Comentarios