Volvió la bestia: el partido perfecto de Luis Suárez

Luego de tres partidos sin anotar, Luis Suárez cortó la mala racha con tres goles, una asistencia, provocó un penal y una roja
Es cierto, iban solo tres partidos. Pero cuando un delantero de su calibre, y en el momento en que estaba, si pasa cuatro partidos sin anotar goles es inevitable que llame un poco la atención. Encima, en el medio estuvo aquel polémico partido ante Espanyol por Copa del Rey, la denuncia por los incidentes en el túnel, la suspensión por dos partidos y, durante unas horas, revivir el infierno de las polémicas y de estar en el centro de la escena por todas las razones equivocadas.

Fue como que ayer se rebelara de todo eso. Luis Suárez tuvo el partido perfecto, porque fue muchos jugadores en uno solo. Lo mejor del delantero que obliga, también el jugador total que asiste con pases de frente al gol como si fuera un enganche, y del delantero letal que dentro del área es el mejor del mundo. ¿Resultado? Tres goles, participación fundamental en cinco de los seis tantos de la goleada 6-0 de Barcelona a Athletic Bilbao, vuelta del uruguayo a la cima de la tabla de goleadores y al promedio de gol perfecto: uno por partido, gracias a los 29 en 29 partidos en la temporada.

Fue clave también hasta en lo más difícil de medir: la importancia de sus acciones en el resultado final del partido, aunque no sean gol. Qué mas decir de un penal al uruguayo en el minuto 6, que generó la roja al arquero vasco y la ventaja numérica durante 84 minutos.

Barcelona afrontaba su compromiso contra Athletic con la necesidad de ganar para evitar que Atlético Madrid se marchara de forma destacada en la clasificación de la liga. Con esta premisa inicial, hubo tiempo antes para una fiesta de protocolo en la que el argentino Lionel Messi ofreció a la afición presente en el Camp Nou su quinto Balón de Oro. Pero Suárez esperaba ansioso el pitazo inicial del árbitro porque su show iba a comenzar.

"Creo que el principio condiciona el partido y a ellos les cambia el plan", dijo el charrúa nada más concluir el encuentro sobre la acción del penal que dio comienzo a la goleada. El '9' blaugrana fue protagonista en esa acción (minuto 3) porque provocó el penal que, además, significó la expulsión del arquero español Gorka Iraizoz y el 1-0 anotado por el astro argentino Leo Messi.

El espectáculo de Luis Suárez acababa de empezar y en los créditos de inicio asistió a Neymar Jr. en el 2-0, a la media hora de juego. Fue con un pase similar a aquél de Maradona a Caniggia en el Argentina-Brasil de Italia 90: marcado por tres, ente un magistral pase cruzado en el exacto espacio por el que no había piernas rivales, para que Ney entrara y definiera solo.

Ya daba para tranquilizarse: Suárez era el de siempre. Pero faltaba su gol. Y llegó por partida triple, fiel reflejo de la personalidad muchas veces excesiva del uruguayo.

Cuando el público regresaba del descanso a sus asientos, el brasileño y el uruguayo (ya sin Messi sobre la cancha, sustituido por molestias musculares) fabricaron un tanto con doble pared entre ambos que finalizó el ex del Liverpool para anotar el primer gol en su cuenta personal del partido y en el año 2016.

"Son rachas. Yo mismo me reía con los compañeros por los goles que erraba en los partidos anteriores", restaba importancia el charrúa por su sequía goleadora en los últimos compromisos. Frente al Athletic Club demostró que su olfato sigue intacto tras completar el hat-trick con dos goles más, después de que el croata Ivan Rakitic hiciera el 4-0.

El segundo de Lucho llegó en el minuto 68, tras bajar con el pecho dentro del área una asistencia del turco Arda Turan y superar al arquero español Iago Herrerín cruzando la pelota con su bota derecha. Para cerrar la goleada, el 6-0 definitivo lo marcó cabeceando a la red un centro desde la derecha del volante español Sergio Busquets.

Suárez se coloca al frente de la clasificación de goleadores en la liga española, sumando 18 tantos, dos más que su compañero Neymar Jr., el francés Karim Benzema y el portugués Cristiano Ronaldo. En las grandes ligas europeas, el uruguayo iguala la marca del gabonés Pierre Aubameyang y se coloca a dos dianas del argentino Gonzalo Higuaín, que acumula 20 goles en la Serie A. Y sobre todo, ratifica que sigue siendo el mismo de siempre.

ESPAÑA

resultados (20ª fecha)
Sevilla 2 – Málaga 1
Celta 4 – Levante 3
Villarreal 0 – Betis 0
Real Sociedad 1 – Deportivo 1
Valencia 2 - Rayo Vallecano 2
Real Madrid 5 - Sporting 1
Las Palmas 0 - Atlético de Madrid 3
Getafe 3 – Espanyol 1
Barcelona 6 - Athletic Club 0
Lunes:
Eibar-Granada 16.30
clasificación
Atlético Madrid 47 Valencia 24
Barcelona 45 Málaga 24
Real Madrid 43 Real Sociedad 21
Villarreal 40 Espanyol 21
Celta 34 Betis 21
Sevilla 32 Las Palmas 18
Eibar 30 Granada 17
Deportivo 28 Rayo Vallecano 16
Athletic 28 Sporting 15
Getafe 26 Levante 14

Populares de la sección