Vélez fue castigado con US$ 500.000

La resolución de la Confederación castigó a los argentinos que deben jugar ante Peñarol sin público y no recaudarán por venta de entradas

El cambio que la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) estableció en su reglamento de disciplina a partir del 1° de enero ya lo empezaron a sufrir los clubes. La primera institución uruguaya en cargar con multas fue Peñarol, que por los graves incidentes del partido ante Vélez Sarsfield en el Estadio Centenario fue castigado con US$ 14.000.

El que llevó la peor parte por los desmanes del 26 de febrero en el Estadio Centenario -en el que los argentinos rompieron los palcos-, fue Vélez, al que la Conmebol castigó con US$ 100.000 y debe jugar el partido del martes ante Peñarol sin público.

Para comprender el grado de la sanción que recibió Vélez alcanza con traducir a número lo que deja de percibir: jugar sin público el martes le impide a los de Liniers recaudar US$ 400.000, informó el presidente a los medios argentinos. Si a eso se suma la multa, a Vélez, los incidentes en Montevideo le costaron US$ 500.000.

De esta forma la Conmebol cumple con su objetivo de castigar a los hinchas y a los dirigentes. A los hinchas porque no pueden ver a su equipo en el estadio y a los dirigentes, por la multa y porque dejan de recaudar por venta de entradas.


Populares de la sección

Comentarios