Uruguay ya ganó una medalla en el Mundial de atletismo

La Confederación Atlética del Uruguay recibió un premio al desarrollo sostenible por su proyecto 'Piensa en verde'

El atletismo uruguayo ganó su medalla en el Mundial de Pekín 2015 al ser galardonado por la Federación Internacional (IAAF) con el premio al desarrollo sostenible, que recibió este jueves en la capital china el organismo federativo del país sudamericano.

El secretario general de la Confederación Atlética de Uruguay, Marcelo Szwarcfiter, recibió un trofeo y un premio económico de 5.000 euros, distinción que también ganó Suecia.

"Presentamos un proyecto de desarrollo sostenible. La federación uruguaya creó una comisión para el desarrollo sostenible con nuestros atletas, sobre todo con nuestros atletas más pequeños. Y en el día de hoy, hace unos minutos, nos enteramos de que habíamos ganado el premio. Fue toda una sorpresa", afirmó Szwarcfiter.

El secretario general se mostraba orgulloso de esta particular medalla obtenida fuera de las pistas por su proyecto 'Piensa en verde'.

"Tomamos iniciativas para mejorar la calidad del medioambiente y prevenir determinadas situaciones. Por ejemplo, una de las cosas que se realizaron en nuestras carreras de ruta fue promover que la gente, el público, inclusive los atletas, en lugar de venir en sus automóviles, concurrieran en bicicleta; se hicieron lugares para que quedaran guardadas la bicicletas mientras se competía y eso implicaba una reducción de la contaminación, una reducción en el congestionamiento del tránsito, beneficios para el medioambiente", detalló el federativo uruguayo.

"Si hicieron otros trabajos en nuestra pistas de atletismo, como crear un entorno verde, mejorar la plantación de árboles alrededor, o celebrar el día de la tierra, uniendo todo tipo de actividades globales sobre el tema", añadió.

5.000 euros

Szwarcfiter señaló que los 5.000 euros del premio serán invertidos en la mejora del atletismo uruguayo. "Lo vamos a conversar con la gente de la comisión, que son los que trabajan y crean estos proyectos, pero los invertiremos en seguir trabajando en el atletismo, en seguir implementando acciones en el camino", indicó.

El secretario general añadió que el premio tenía una gran importancia para mostrar que las federaciones más modestas son capaces de lanzar proyectos interesantes.

"Es muy importante este premio, a nivel global y porque podemos mostrar que desde una federación de un país pequeño, de una federación pequeña, se pueden hacer cosas que funcionan, que pueden ser un ejemplo para federaciones de otros países. Y también que de alguna forma la IAAF sigue a todas las federaciones", concluyó.

Uruguay acude al Mundial de Pekín, que comienza el sábado, con tres atletas (los vallistas Andrés Silva, y Deborah Rodríguez, y el saltador de longitud Emiliano Lasa), con el objetivo de superar la primera ronda en sus pruebas y conseguir marcas clasificatorias para los Juegos de Rio 2016.

El mejor resultado de un atleta uruguayo en un Mundial lo consiguió Ricardo Vera con un duodécimo lugar en la prueba de 3.000 metros obstáculos en la ciudad alemana de Stuttgart en 1993, mientras que en la categoría femenina la actuación más destacada la protagonizó hace 22 años Graciela Acosta en el triple salto, en la misma cita, y en la 24ª posición.


Fuente: Por Pablo San Román, AFP