Uruguay tiene hasta la hora 23 del sábado para contestar a FIFA

Alejandro Balbi y Horacio Pintos trabajan desde Montevideo en la defensa de los celestes por el altercado con los venezolanos
El escándalo originado en la noche del sábado en Corea del Sur (la mañana uruguaya) entre los planteles de Uruguay y Venezuela en pleno Hotel Ramada en el que ambas seleccines se encuentran alojadas y por el que tuvo que intervenir la Policía y la FIFA abrió un expediente, hace que por estas horas se trabaje a destajo en Montevideo ya que la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF) tiene hasta la hora 23 de este sábado (las 11 de la mañana del país asiático) para presentar sus descargos.

La defensa por parte de la AUF corre por cuenta del secretario general de la misma, Alejandro Balbi, quien trabaja también con Horacio Pintos, jefe del departamento administrativo del máximo organismo del fútbol uruguayo.

Según comentó Balbi a Referí, "estamos haciendo todo lo posible para defender de la mejor manera a los muchachos luego de este incidente. Por lo que nos contaron, hubo una reacción fuera de lugar del futbolista venezolano (Adalberto) Peñaranda y allí comenzó todo".

Balbi confirmó lo publicado por Referí acerca de que la pelea a golpes de puño no fue pareja desde el punto de vista de la cantidad de participantes, ya que mientras se encontraba todo el plantel venezolano, solo había seis o siete futbolistas celestes.

FIFA analizará los videos de la recepción del hotel que en un principio se llevó la Policía para tomar medidas que pueden ir desde una multa económica (algo que es prácticamente seguro), hasta incluso suspensión o suspensiones de algunos futbolistas de cara al futuro.

Este precedente seguramente pueda aparecer los días previos al casi decisivo choque que tendrá la selección mayor cuando visite a Venezuela (en la que es titular el propio juvenil Peñaranda, gran figura en el primer tiempo disputado en el Estadio Centenario y que marró varios goles) el próximo 5 de octubre por las Eliminatorias al Mundial de Rusia 2018.

Cabe recordar que por más que la selección vinotinto marcha última con seis unidades y ya está eliminada de la Copa del Mundo, siempre se toma el partido ante Uruguay como si fuera un clásico, por lo que este hecho puede sumar aún más diferencias.

"Esperemos poder hacer un buen trabajo a la distancia y que no pase más de una multa económica", expresó Balbi.


Acerca del autor