Urgidos por descontar

En la partida de la celeste a Venezuela, el técnico Tabárez habló de la necesidad de ganar y no brindó pistas sobre la formación titular

Rodeados de la locura adolescente y de muchos niños que pretendían sacarse la foto con sus ídolos, la selección uruguaya viajó el domingo con destino a Venezuela. “Estamos en una situación que necesitamos urgentemente descontar y eso significa ganar este partido. Es una final, pero es posible”, afirmó el técnico Oscar Washington Tabárez antes de iniciar un viaje que insumirá nueve horas.

Uruguay conoce de estas historias y por eso Tabárez partió con la convicción de que la misión es posible. El equipo tendrá que iniciar la recuperación afuera. Se terminó el margen de error. Es ganar o terminar con esta historia de tres años.

Mirar el calendario permite concluir que aún existen posibilidades. Claro que ahora cambiaron los objetivos y la primera opción pasa por alcanzar el puesto de repechaje. Para ello peleará contra Venezuela y Perú en primera instancia.

Uruguay llega al partido contra los venezolanos en la séptima posición de las Eliminatorias, con 13 puntos, tres detrás de su rival del martes, en una situación límite. Para colmo de males los resultados de los partidos jugados el viernes poco favorecieron a la celeste.

Tabárez comentó: “Quedan cinco partidos frente a equipos que van arriba nuestro, y de a uno lo vamos a ir encarando”.

Diego Forlán dejó algunas frases antes de abordar el vuelo con destino a Puerto Ordaz.

“Depende de nosotros, nada más. Llevamos varios juegos sin ganar, pero se puede dar que ahora ganemos los cinco que nos quedan. Es posible, tenemos que ser optimistas”, agregó eld elantero de Inter de Porto Alegre.

Por su parte, el capitán Diego Lugano expresó en el aeropuerto antes de la partida: “Los resultados que se dieron no dependieron de nosotros, lo que depende de nosotros es revertir los malos partidos que se dieron anteriormente, ganarle a Venezuela y seguir en carrera. Con eso volvemos a meternos en la Eliminatoria. Sabemos que es un rival complicado, pero la victoria es posible”.

Los celestes viajaron con la oncena titular prácticamente definida. Y es que, si bien el técnico Tabárez no brindó pistas, en el movimiento de fútbol del pasado sábado contra el equipo de la Mutual parece haber perfilado el equipo.

El conductor celeste tendrá la dura tarea de formar una oncena que disimule la falta del goleador Luis Suárez, que deberá cumplir una fecha de suspensión por acumulación de tarjetas amarillas.

El delantero del Liverpool inglés fue decisivo contra Francia. Es que un trabajo estadístico permite concluir que Uruguay no supo ganar por partido oficiales cuando Suárez no estuvo ausente.

La otra baja por suspensión es la del volante Egidio Arévalo Ríos, quien será suplantado por Walter Gargano.

El entrenador uruguayo paró en cancha a Fernando Muslera; Maximiliano Pereira, Diego Lugano, Diego Godín, Martín Cáceres; Diego Pérez, Walter Gargano;  Cristian Rodríguez, Gastón Ramírez; Edinson Cavani, y Diego Forlán.

Los celestes, una vez en territorio venezolano, descansarán y es posible que el lunes concurrán al estadio Cachamay para reconocer el campo de juego.

Tras el choque ante Venezuela, que comenzará a la hora 21 de Uruguay, los celestes viajarán a Brasil donde el 16 de junio enfrentará a España, campeón del mundo, en el debut en la Copa Confederaciones.

El equipo del sábado
Muslera; Maximiliano Pereira, Lugano, Godín, Cáceres; Diego Pérez, Gargano, Cristian Rodríguez, Gastón Ramírez; Forlán y Cavani.


Populares de la sección

Comentarios