Un Parque vulnerable

Las obras del estadio generan espacios frágiles que algunos hinchas intentan aprovechar para colarse
Ni el agobiante calor ni el feriado de Carnaval detienen los trabajos en la tribuna Atilio García del Gran Parque Central. El tránsito por la calle General Urquiza da un poco de respiro y adentro del predio tricolor parece un día normal, aunque el domingo de tardecita, en ese mismo lugar, ocurrió un nuevo episodio de violencia en el fútbol: un hincha de Nacional intentó colarse al partido contra River Plate, agredió a un funcionario de recaudación y provocó la suspensión del encuentro.

¿Es posible colarse en el Parque Central? ¿Es vulnerable el estadio de Nacional? Preguntas que se hace el hincha común, el que paga la entrada religiosamente para ver a su equipo y que, por más bronca que le dé, mastica la calentura en esas colas interminables que ahora se forman para ingresar a la cancha.

Una caminata por Urquiza demuestra que si una persona va con la mentalidad de ingresar sin pagar, es posible hacerlo. Y no solo en la Atilio, también hay otros sectores del estadio por los que se puede ingresar sin pagar. Con juventud, un buen estado atlético y ganas de desafiar a la seguridad pública y privada, se puede lograr.

La enorme obra que el club lleva adelante para remodelar el estadio, lo hace frágil. Las tablas que separan el predio de la vereda de la calle Urquiza se pueden escalar fácilmente. En algunos sectores, como lo grafican las fotografías tomadas ayer, el alambre de seguridad puesto en la parte superior de la valla está caído.

Por ahí se trepan, ingresan al predio y después, sin guardia policial cerca, se meten por donde quieren a la cancha. Un guardia de seguridad de Nacional dijo ayer a Referí durante la recorrida del lugar que el domingo habían atrapado a 15 hinchas que intentaron colarse, pero "uno se nos escapó". Ese que se escapó fue el que atropelló al funcionario, quien cuando cayó sufrió heridas en un ojo y en un brazo.

Contó el guardia que en la puerta de la calle (en la foto identificada con el número 3) había personal de recaudación de la Asociación y guardia policial. Tras el portón, una escalinata controlada por seguridad del club y arriba, en los accesos a la tribuna, más personal de la AUF que distribuía a la gente. En el acceso C donde que se produjo la agresión.

Camila Olivera, periodista y simpatizante de Nacional, narró en Facebook un incidente que vivió en el partido que Nacional jugó frente a Danubio por la segunda fecha: "Me pasé 40 minutos haciendo fila en la calle para poder ingresar a la Atilio García. Llegué una hora antes del partido y entré faltando 15 minutos. Durante esos 40 minutos, vimos cómo cuatro o cinco muchachos caminaban de un lado para otro mirando dónde estaban los efectivos policiales. Cuando la policía se corrió (eran cuatro efectivos para cubrir a 500 personas) saltaron una chapa haciendo un ruido impresionante. Hicieron lo que todos imaginábamos que iban a hacer, se colaron. Los policías los vieron, llegaron hasta el lugar y ¿qué hicieron? Nada".

Una fuente del personal de recaudación reconoció que los hinchas no solo se cuelan en la Atilio García. En el sector del tenis "entran por una escalera y van a la Abdón (Porte) y al codo; siempre se cuelan", admitió.

En ese lugar hay piedras, escombros, hierros, tablas, que por más que se cubran los días de partido, se encuentran accesibles.

Un vecino que vio al fotógrafo de Referí se acercó al periodista por curiosidad y dijo que "cada vez que hay partido acá es un desastre. Saltan las tablas, se meten como quieren, a veces hay corridas. Ahora se supo porque le pegaron a un boletero".

En el actual semestre los tricolores tienen que jugar de locales por lo menos ocho partidos. Por el Apertura aún deben recibir a Racing, Liverpool, Wanderers, Rampla y Sud América (además está en suspenso el juego contra River Plate), y por la Libertadores a Zuliá de Venezuela (15 de marzo), Chapecoense (25 de abril) y Lanús de Argentina (23 de mayo). Por convenio con los palquistas, la mayoría de los partidos de local deben de jugarse en el Parque Central.

Los incidentes de las últimas semanas arrojan dudas sobre la capacidad de recibir público en ese sector en obras. Al menos en las condiciones actuales.

Vías de acceso

plano acceso Atilio García

Antes del partido contra River Plate, Nacional publicó en sus redes sociales un plano de acceso al Parque Central. El público ingresaba a la Atilio García por la puerta 3 y luego se distribuía de la siguiente manera: al acceso A y al C público en general y socios, y en el B los butaquistas. El funcionario agredido estaba en el C. El espectador era recibido en la puerta por un boletero y la policía. Luego pasaba el control de la seguridad privada y más adelante el boletero agredido orientaba al espectador cuál era su sector en la tribuna.


Populares de la sección

Acerca del autor