Un gol para la nona

El jugador de Roma Alessandro Florenzi anotó y se fue hasta la tribuna para festejarlo con su abuela

El jugador de Roma, Alessandro Florenzi, sorprendió a todos al marcar un gol y meterse en la tribuna para festejarlo con su abuela de 82 años, quien llegó al estadio Olímpico de la capital italiana para ver a su nieto.

El futbolista puso el 2-0 para su equipo ante Cagliari y enfiló para la grada. Saltó los carteles, pasó la pista y se metió entre las butacas para darle un abrazo a su abuela.

Cuando volvió a la cancha, el juez le sacó amarilla, pero poco le importó a Florenzi, un tierno.


Populares de la sección

Comentarios