Suárez, el dolor del Mundial y su llegada a Barcelona

El delantero contó cómo vivió la sanción en Brasil y cómo ha sido su integración al vestuario de Barcelona

El delantero uruguayo Luis Suárez habló del dolor que significó la sanción que recibió en el Mundial de Brasil por haber mordido al italiano Giorgio Chiellini y también de su llegada a Barcelona.

“Me quedo con la sensación de haberme ido mal del Mundial, de tener la última imagen de decirle a mi hija que no se vaya a Río (donde iba a jugar Uruguay el siguiente partido). Eso no me lo va a sacar nadie”, señaló al programa Por la Camiseta de Canal 10.

Consultado por si se arrepentía de algo, Suárez dijo: “Obviamente que de los errores se aprende, son instintos del momento, pero haber dejado a los compañeros de la forma que lo dejé, porque yo sentía que al grupo lo podía haber ayudado muchísimo más, de eso me arrepiento, de haberlos dejado así. Pero tampoco pienso que fue nada cruel lo que hice como para que me trataran de la forma en que se me trató, pero que a un delincuente”.

“¿Por qué demoré en pedir perdón? Porque no quería creerlo, no quería caer en la realidad”, agregó

Sobre su llegada a Barcelona, Suárez destacó el buen recibimiento que tuvo en el vestuario. “El trato que tuvieron conmigo fue espectacular”, dijo sobre sus nuevos compañeros en el club catalán. “He cumplido todas las etapas para llegar al equipo que siempre soñé jugar”.


Populares de la sección

Comentarios