Siete partidos, siete estrategias

Verzeri habló con el portal de la FIFA sobre las claves de cada partido que jugó la selección uruguaya y del que se disputará esta tarde

Como ingeniero que es, Juan Verzeri analizó en detalle para el portal de FIFA cada uno de los seis partidos que la selección sub 20 que dirige disputó hasta ahora por el Mundial de Turquía. También habló del enfrentamiento de esta tarde contra Francia y de las estrategias tenidas en cuenta.

Uruguay 0-1 Croacia, 23 de junio, Bursa
“El primer partido de un Mundial siempre es especial", dijo Verzeri, para quien las claves del partido contra Croacia fueron justamente la ansiedad y los nervios del debut.

Y continuó: "Más allá de eso, teníamos muy bien estudiada a Croacia. Sabíamos que tenía un rendimiento muy alto al principio, pero que iba decayendo en la segunda mitad". De hecho, el partido se desarrolló de esta forma, ya que "tuvieron la virtud de convertir en un momento importante", es decir, en el minuto 41, pero después Uruguay dominó.

Para Verzeri "no era un partido para perder, como mucho para un empate”.

Nueva Zelanda 0-2 Uruguay, 26 de junio, Bursa
El gol en el cuarto minuto fue crucial en el enfrentamiento contra Nueva Zelanda, selección que venía de porder por goleada contra Uzbekistán.

En palabras de Verzeri: "La goleada recibida creo que les llevó a cambiar la táctica, de modo que se mantuvieron muy replegados, incluso a pesar de ir perdiendo casi todo el partido. Por suerte, en el 75’ conseguimos amarrar la victoria gracias a un gol calcado al que haríamos después ante Irak”.

Uzbekistán 0-4 Uruguay, 29 de junio, Antalya
El partido contra Uzbekistán fue donde "el equipo se terminó de soltar", con mejorías en lo individual y lo colectivo, analizó el técnico de la sub 20 uruguaya.

Según dijo al portal de FIFA: “Buscábamos ganar y evitar especular con un empate, pero antes de un partido nunca puedes saber si la diferencia va a poder ser tan holgada. Planteamos un pressing mucho más alto y agresivo, hicimos un trabajo de referencias individuales dentro de las zonas de jugadores claves que tenía Uzbekistán y que habían desarrollado muy buen juego anteriormente. A partir de ahí, cada vez que recuperábamos la pelota les creábamos mucho peligro".

Nigeria 1-2 Uruguay, 2 de julio, Estambul
Contra Nigeria, la clave estaba en mantener la concentración y cuidar el desgaste físico, ya que Uruguay venía con menos días de recuperación.

Verzeri explicó: “Pudimos abrir el marcador a balón parado, pero Nigeria nos empató muy pronto de contragolpe. Lo más importante es que, pasados 2 o 3 minutos, nos sobrepusimos. Volvimos a tener la pelota y a hacerla circular, y en una jugada por la derecha logramos que Diego Rolán provocase el penal que convirtió (Nicolás) López picándola". A lo que acotó: "De él puede esperarse cualquier cosa por los recursos técnicos que tiene”.

Uruguay 1-0 España, 6 de julio, Bursa
Este fue uno de los partidos donde la actitud matemática del director técnico uruguayo fue fundamental. “Antes de afrontar el partido, había hablado con técnicos que ya habían jugado contra ellos antes, como los de Chile y Uzbekistán. España aunaba calidad individual, muchas variantes de juego, buen repliegue… y tratamos de, en la simplificación que hay que hacerle a los jugadores, cubrir las más importantes", dijo Verzeri.

La ayuda de todos los jugadores en la defensa y la entrada de Felipe Avenatti con su altura terminaron por hacer la diferencia para la victoria de Uruguay.

Irak 1-1 Uruguay, 10 de julio, Trebisonda
Persevera y triunfarás, dice el dicho. Según FIFA, esa actitud sumada a la precisión en los penales llevó a Uruguay a la final.

“El primer tiempo jugamos muy bien, pero el fútbol es así. A veces, cuando mejor juegas, te vas al descanso con un gol en contra. Fue un golpe duro, porque ellos sólo apostaban por el contragolpe y nos marcaron de falta. Hubo que jugar con la carga extra de ir perdiendo el partido, que siempre desgasta más en lo psicológico, pero la respuesta fue muy buena. No perdimos la calma ni la cara al partido. Seguimos buscando variantes con los cambios y acabamos con cuatro delanteros", dijo Verzeri.

Tras el empate de la celeste, llegaron los penales, donde "los jugadores tuvieron mucha determinación para patear”, afirmó el técnico.

Francia – Uruguay, 13 de julio, Estambul
En el partido de hoy, las emociones vuelven a ser un factor clave del partido, lo cual se suma al objetivo de anular el juego de Francia.

Verzeri explicó: “Tendremos que buscar anular su potencial, porque Francia tiene un juego técnico, pero sobre todo, tiene jugadores con experiencia en equipos importantes". Y agregó: "Creo que debemos profundizar en lo emocional, reforzar nuestra convicción y tratar de dar el último plus para alcanzar el sueño”.


Fuente: El Observador

Populares de la sección

Comentarios