Se viene el regreso más esperado

El delantero de Liverpool cumplió su sanción de 10 partidos y mañana estará en el plantel que enfrentará a Manchester United nada menos que en Old Trafford por la Copa de la Liga inglesa

El entrenador de Liverpool, Brendan Rodgers, aseguró ayer que el delantero Luis Suárez está preparado para regresar al equipo después de cumplir una sanción de 10 partidos impuesta en abril por morder al defensa serbio de Chelsea Bransilav Ivanovic.

El ariete uruguayo volverá mañana en el encuentro de la Capital One Cup que enfrenta a los “reds” con Manchester United, según declaró ayer el entrenador Rodgers. Lo que aún no está definido es si el DT lo coloca de entrada o lo deja en el banco en Old Trafford. Preguntado por la posibilidad de que Suárez haya aprendido de sus errores tras la severa sanción, Rodgers, ocultando una media sonrisa, dijo: “Ya veremos, ya veremos”.

La pena que recibió el jugador fue una de las más duras que se han impuesto en la Premier League en los últimos tiempos e iguala a la que se decretó contra el exfutbolista inglés de Southampton David Prutton en 2005 por empujar al árbitro Alan Wiley.

La Federación de Fútbol Inglesa (FA) decidió el pasado abril actuar de oficio contra el delantero uruguayo, quien hundió sus dientes en el brazo de Ivanovic en el minuto 74 del encuentro disputado entre Liverpool y Chelsea (2-2), una acción que el árbitro no apreció.

La temporada anterior, Suárez ya recibió una sanción de ocho encuentros por dirigir insultos racistas al jugador de Manchester United Patrice Evra, castigo que, como el último, Liverpool tampoco apeló ante el organismo deportivo.

The Times celebra el regreso

“Gracias a Dios” por el regreso de Suárez, “esto ha estado demasiado tranquilo últimamente”, se congratulaba Tony Evans, editor de deportes del diario londinense The Times. El diario comparaba el regreso de Suárez con el de Eric Cantona, otro jugador polémico, que volvió a Manchester United ante Liverpool en octubre de 1995 tras 10 meses de sanción por haber propinado una patada de karate a un aficionado.

“¿Se comportará esta vez?”, se preguntaba por su parte el Daily Telegraph, en un artículo de página y media sobre las claves del regreso.

La reparición de Suárez llega en el mejor momento para su equipo. Liverpool perdió 1-0 en su casa ante Southampton del técnico argentino Mauricio Pochettino y cayó a la quinta posición de la tabla, tras haberla encabezado gracias a un buen arranque (tres victorias y un empate).

Se trata de la primera derrota en partido oficial de Liverpool desde que Suárez fue sancionado por morder al defensa de Chelsea Branislav Ivanovic, el 21 de abril. Sus compañeros y su entrenador, Brendan Rodgers, están ansiosos por recuperarlo. “Vuelve Luis Suárez, eso puede darnos un empujón”, dijo el domingo el arquero belga Simon Mignolet.

“El modo en que se ha preparado en las últimas semanas es fantástico”, dijo Rodgers este lunes. “Jugó un partido a puerta cerrada con Burnley”, detalló el entrenador, que no quiso aclarar si se le ha brindado preparación psicológica para evitar errores.

Las dudas creadas por la derrota del domingo aplacarán a los aficionados de Liverpool, seguramente molestos con Suárez después de que expresase su deseo de irse porque no lograron clasificarse para la Champions League pese a sus 23 goles en la Premier en la temporada pasada.

El capitán del equipo, Steven Gerrard, le pidió que se quedara un año más y, sobre todo, que no fuera a otro equipo inglés, después de que Arsenal de Londres pretendiera su contratación en los pasados meses.  


Populares de la sección

Comentarios