Se complica la trama de corrupción que salpica a futbolistas uruguayos

El ex capitán de Zaragoza admitió participación en una maniobra que terminó con el pago a rivales para dejarse ganar

El ex capitán de Zaragoza Gabi –actual jugador de Atlético Madrid- admitió este jueves ante la Justicia que recibió 85 mil euros de su club, supuestamente para pagarle a los jugadores de Levante, con el que se enfrentaban en la última fecha del campeonato 2010/2010, para que se dejaran ganar y así evitar el descenso a Segunda División.

Gabi, que declaró ante la fiscalía de Madrid que investiga el caso, apuntó al club en la responsabilidad de los hechos. “Hice lo que me pidió el club”, dijo dentro de la corte, según los diarios El Mundo y El País.

Según destaca El Mundo la maniobra fue la siguiente: en la semana previa al partido varios jugadores el club Zaragoza –que necesitaba ganar para salvarse del descenso ante un Levante que no se jugaba nada- depositó en las cuentas de varios de sus jugadores cifras cercanas a los 120 mil euros, para que a su vez ellos se las pagaran a los jugadores de Levante. La suma total era de alrededor de un millón de euros.

Tres uruguayos jugaron ese partido, que terminó con victoria 2-1 de Zaragoza y la consiguiente salvación del descenso: Carlos Diogo defendiendo a Zaragoza, y Gustavo Munúa y Cristian Stuani defendiendo a Levante. Stuani hizo el gol del Levante, mientras que Munúa fue una de las figuras del partido a pesar de la derrota. Los tres han sido citados a declarar en el marco del caso, confirmó la semana pasada a El Observador TV el neutral de la AUF Alejandro Balbi. Diogo ya declaró este jueves en el caso.

La Justicia, según El Mundo, ha comprobado que esos depósitos en las cuentas de los jugadores de Zaragoza existieron, y a su vez, que varios jugadores de Levante hicieron pagos importantes en los días posteriores a ese depósito, por ejemplo en la compra de autos.

Según ambos medios españoles, Gabi respondió  la fiscalía que recibió US$ 85 mil euros, pero no admitió habérselos dado a algún jugador de Levante, sino que aseguró que acto seguido se los devolvió al presidente del club. Consultado sobre la razón de esa maniobra, respondió que solo cumplió órdenes, y que lo hizo creyendo que era una maniobra del presidente ya que en ese momento estaba en concurso de acreedores.

Según El Mundo, la Justicia tiene pruebas fuertes en el caso, y por eso el ex capitán de Zaragoza optó por colaborar y admitir su participación, aunque echando la responsabilidad al club.

Los casos de amaños de partidos no son nuevos en España. Hace pocas semanas, en entrevista en El Observador TV el uruguayo ex defensa de Hércules Diego Jaume admitió que en un partido le pidieron que se dejara perder, a lo que se negó. Al final de la temporada, molesto con esa actitud, rescindió contrato y se volvió a Uruguay.

(En el video que acompaña esta nota pueden verse las imágenes del polémico partido)

Levante zaragozan acusacion corrupcion

Populares de la sección

Comentarios