Richard Porta saltó al equipo

El Canguro participó de los trabajos táctico en la oncena titular para el clásico

Salta, salta, salta... Richard Porta participó el martes de los trabajos tácticos de Nacional, un paso más hacia el equipo titular que el domingo jugará el clásico por la décimosegunda fecha del Apertura.

Todo indica que si de aquí al domingo el jugador no siente molestias de la contractura que lo sacó de los últimos dos encuentros, tiene el puesto asegurado entre los 11 que enfrentarán a Peñarol en el Centenario.

Rodolfo Arruabarrena trabajó en Los Céspedes, primero con la línea defensiva y luego con la ofensiva. El primer ensayo táctico incluyó a Pablo Álvarez, Guillermo De Los Santos, Ismael Benegas, Maximiliano Moreira y el volante de recuperación Diego Arismendi. El segundo trabajo fue con los volantes mixtos Maximiliano Calzada, Álvaro Fernández, el enganche Ignacio González y los delanteros Richard Porta e Iván Alonso.

Si Andrés Scotti regresa mañana en buenas condiciones de la selección nacional, ocupará el lugar del paraguayo Benegas y completará la oncena del clásico junto a Jorge Bava, que ayer entrenó diferenciado (ver aparte).

“Cuando sentí el dolor se me vino a la cabeza recuperarme rápido. Los estudios posteriores fueron favorables y la recuperación fue muy buena de parte de la sanidad y de los profes”, dijo ayer el Canguro Porta.

El delantero se lesionó el 1º de noviembre cuando empezaba el partido contra Liverpool de la novena fecha. Sufrió una contractura en el aductor de la pierna derecha.

“El aductor es traicionero, no me puedo descansar, aunque ahora me siento bárbaro. Tengo que seguir fortaleciendo el músculo diariamente y por suerte ya estoy a la par de los compañeros”, manifestó el atacante.

Porta disputó cuatro clásicos desde 2010 cuando llegó por primera vez a Nacional; por eso sabe de que se trata. “Se siente la presión, la adrenalina en la semana, en la calle, pero nosotros tenemos que ser conscientes que la paciencia es fundamental. No podemos jugar con la desesperación de la gente, sino con el corazón y mucha cabeza fría para hacer lo que se entrena en la semana”, expresó.

Antecedentes

Llegó a Nacional para el Apertura 2010 y en ese torneo jugó su primer clásico. Jugó los últimos 13 minutos, ingresando por Horacio Peralta. Juan Ramón Carrasco lo ubicó por derecha, para acompañar en ataque al Morro García y a Martín Cauteruccio. No tuvo tiempo de mucho. El partido terminó sin goles.

En enero de 2011, por la Copa Bimbo, disputó el segundo clásico. Ingresó de titular y actuó durante el primer tiempo. A los 29 minutos marcó el empate, después que el argentino Martinuccio abriera el score. El Observador lo calificó con 5 puntos: “Marcó el empate después de una buena maniobra de Cauteruccio, pero fue más lo que pifió que lo que hizo bien”.

En el Clausura 2011 volvió frente a Peñarol después de un desgarro. Fue, tal vez, su mejor clásico. Recibió 6 puntos: “Complicó con su velocidad, siempre llevó riesgo al área de Peñarol”.

En mayo de 2012, por el Clausura, volvió a ser titular. Fue calificado con 5 puntos: “Un gol de penal y el coraje de jugar mareado al final”. Durante ese partido que Nacional ganó 3-2 con un fantástico gol de tiro libre de Recoba, Porta recibió un golpe en la cabeza y discutió con el médico, que no quería que volviera a la cancha. Son estos los antecedentes del delantero que ayer comenzó a firmar su presencia en el partido del domingo.

Bava y Recoba aparte

Jorge Bava y Álvaro Recoba entrenaron diferenciado. El golero hizo gimnasio porque tenía un dolor en el cuello y el Chino se trató con fisioterapia por una inflamación a raíz de un golpe que recibió el sábado. El plantel tricolor hará fútbol mañana en el Parque Central y se estima que allí los dos jugadores estarán a la orden de Rodolfo Arruabarrena.


Populares de la sección

Comentarios