Ramos mete mano en el equipo

El DT puso a Petryk, Novick y Affonso en lugar de Alex Silva, Gastón Rodríguez y Cavallini
De alguna manera, el técnico de Peñarol, Leonardo Ramos, parece volver a las fuentes luego de que el equipo entrenara ayer a puertas cerradas pensando en el trascendente choque ante Atlético Tucumán de Argentina del jueves a la hora 21 por la Copa Libertadores.

Ramos regresó a su idea original en defensa al hacer ingresar a Hernán Petryk en el lateral derecho en lugar de Alex Silva.

Por su parte, luego de algunas semanas de estar ausente por un desgarro, retornó –al menos en el entrenamiento de ayer– Marcel Novick en la mitad de la cancha.

El volante fue titular de entrada con Ramos y siempre estuvo en su idea del equipo. Solo lo pudo utilizar en los dos primeros encuentros contra El Tanque Sisley y Liverpool, debido a que precisamente fue en Belvedere cuando se lesionó.

El ingreso de este volante hizo que saliera del equipo Gastón Rodríguez y ante los tucumanos, Ramos apostará a un 4-4-2 bien claro.

¿Por qué sacó a Gastón? Ya sorprendió cuando lo reemplazó en Jardines del Hipódromo el sábado cuando iban 7 minutos del segundo tiempo. Según comentó una fuente del club a Referí, Ramos "quedó molesto con él debido a que fue quien perdió la pelota" en tres cuartos de cancha y surgió la jugada del gol de Fabián Estoyanoff para el 2-0 parcial de Fénix.

Mauricio Affonso arriba

El otro cambio que introducirá el entrenador está cantado. La suspensión de Lucas Cavallini –quien se enteró de la misma en Santa Cruz de la Sierra, poco antes de subir a la altura de Cochabamba la semana pasada cuando enfrentaron a Jorge Wilstermann– le dará cabida en el equipo a Mauricio Affonso, quien tuvo algunos minutos contra Fénix y no desentonó, para ganar en altura y juego aéreo en las dos áreas ante un rival que juega bien.

El equipo que paró el DT carbonero ayer en Los Aromos, a puertas cerradas, fue con Gastón Guruceaga; Hernán Petryk, Iván Villalba, Ramón Arias, Lucas Hernández; Nahitan Nandez, Marcel Novick, Guzmán Pereira, Cristian Rodríguez; Junior Arias y Mauricio Affonso.

Si bien Novick es uno de los hombres con mayor temperamento dentro de la cancha, ¿podrá Ramos confiar en él en cuanto al físico y al escaso fútbol que ha tenido?

El Vikingo llevará 33 días sin fútbol cuando Peñarol se enfrente el jueves a Atlético Tucumán en un partido que –aunque suene exagerado porque recién será la segunda fecha– es muy importante y el equipo aurinegro debe ganar para que no le suceda lo mismo que el año pasado cuando en la Copa quedó prácticamente eliminado tras dos encuentros en la fase de grupos.

En ese contexto, el equipo entrenará una vez más a puertas cerradas en esta jornada, pero lo hará en el Estadio Campeón del Siglo que será donde reciba a los tucumanos y no se descarta que Ramos pueda darle ingreso, por ejemplo, a Ángel Rodríguez algunos minutos para ver si está mejor que Novick en esa posición.

¿Qué busca con estas tres variantes que realizó Ramos de cara a ese encuentro? Primero: contar con mayor salida (y marca) por los laterales. Segundo: ganar la pulseada en el medio del terreno, un lugar fundamental ante un rival que toca muy bien. Y tercero: conseguir que la pelota le llegue con mayor profundidad a los hombres de arriba.

Debido a eso, el juvenil Diego Rossi también puede ser probado antes del partido, ya que jugó muy bien cuando ingresó ante Fénix y tomó parte en los dos goles carboneros.

También se espera más del Cebolla Rodríguez, quien si bien volvió a remontar en el segundo tiempo ante los albivioletas, contra Wilstermann rindió muy poco.

Ramos metió mano y volvió a las fuentes. Sabe mejor que nadie que el jueves es un punto de inflexión para el equipo y no tiene margen de error.


Populares de la sección

Acerca del autor