Racing, un rival de peso

Con figuras de renombre, alta posesión de pelota y un ataque temible, la Academia se cruza en el camino de Wanderers

La ilusión copera de Wanderers superó la fase de grupos y en octavos de final se retará con Racing, campeón de la edición 1967 del máximo torneo continental y vigente monarca del fútbol argentino.

El bohemio se enfrentará con un rival de luces y sombras en lo que va de la temporada.

Pisó muy firme en el Grupo 8 goleando a Táchira de visitante (5 a 0) y a Guaraní de local (4 a 1) en partidos donde tuvo un alto índice de posesión de pelota. Pero se desinfló en casa perdiendo con Sporting Cristal (2 a 1) y avanzó primero a duras penas, remontándole en el Cilindro de Avellaneda un 0-2 a Táchira para transformarlo en 3 a 2.

Sin embargo, tiene grandes jugadores. El ataque –Diego Milito y Gustavo Bou– es el más anotador de la Libertadores con 11 conquistas entre sí.

En el medio destaca un ex Wanderers, Ezequiel Videla, argentino, y el uruguayo Fernando Camacho, ex Rentistas y Villa Española.

El golero es otra pieza de experiencia, Sebastián Saja.

El equipo juega 4-4-2 aunque también ha jugado con tres defensores (3-4-1-2) y tres delanteros (4-3-3).

El equipo base forma con Saja, Iván Pillud, Pablo Alvarado, Nicolás Sánchez, Leandro Grimi; Facundo Castillón, Videla, Francisco Cerro, Camacho; Bou y Milito.

Dos jugadores, ya recuperados de lesiones, piden cancha y titularidad: Luciano Lollo (por Sánchez en la zaga) y Luciano Aued (por Cerro en el doble 5).

“Racing ha sido irregular en lo que va de la temporada. Tuvo buenos partidos y de los otros. En la última fecha, empató contra Chicago jugando buen fútbol, generó muchas chances pero no fue eficaz”, contó a El Observador Hernando Maderna, periodista de Ole.

Sobre el estilo de juego del equipo que dirige Diego Cocca, afirmó: “Se siente cómodo cuando lo atacan y juega de contragolpe, pero si tiene que proponer es un equipo con buen trato de balón; es completo”.

En los seis partidos del grupo, Racing dominó en cinco la posesión de la pelota mientras Wanderers solo pudo doblegar en el rubro a Zamora. La Academia promedia 58,1% en posesión contra 47% del bohemio.

También lo aventaja en goles anotados (15 a nueve).

La lesión del uruguayo Carlos Núñez determinó que Cocca solicitara la contratación de otro delantero. El nombre que surgió fue el de un jugador de Vélez Sarsfield: Milton Caraglio pero ayer quedó descartado.

Racing es un rival de peso. Con hinchada, con historia, con potencial y con presente. Más motivación para un Wanderers que le juega –con su estilo– a los que vengan.

 


Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios