¿Qué pierde Uruguay sin Suárez?

La posible baja de Suárez para el debut influye en propios y extraños; si se pierde al hombre más influyente del equipo en el primer partido, al goleador y al más potente, los defensas costarricenses ganan en tranquilidad

“Hay una frase que dice, si tienes un problema y tienes la solución para que te preocupas y yo digo, si tienes un problema y no tienes la solución para que te preocupas”, dijo una vez el técnico de la selección, Oscar Tabárez, en plena Copa América de 2011. Con esa filosofía en mente seguramente ya debe estar trabajando en la solución del problema que se presentó, pero el país está conmovido y muchos se preguntan ¿qué pierde la selección sin Luis?

Psicología

En primer lugar, como decía Carlos Bilardo cuando tenía a Diego Maradona en Argentina: “no es lo mismo para el rival saber que en el otro vestuario tenés a Diego atándose los zapatos para jugar, que saber que no va a jugar”. La frase se aplica a la perfección en el caso de los defensas de Costa Rica que ganarán en tranquilidad al saber que Suárez no jugará o llegará con lo justo.

Desde el punto de vista psicológico evidentemente hay una influencia, un impacto que, al margen de que se pretenda aislar al grupo seleccionado, todo saben que pierden al mejor jugador.

Presencia

No caben dudas de que Luis en la actualidad es el jugador con más presencia en la celeste. Así como Forlán fue la imagen de Uruguay en Sudáfrica 2010, Suárez es la figura del equipo para el Mundial que se avecina. Su temporada en Inglaterra asombró al mundo futbolístico.

Potencia

Suárez es un toro. Su potencia física es impresionante. Cuando le mete el cuerpo a los rivales estos salen despedidos por su fuerza. En los últimos tiempos aprendió a jugar chocando con duros defensas rivales. 

Oportunismo

El salteño se mueve como nadie en el área. Al margen de su habilidad a la hora de la definición, es un oportunista que sabe anticiparse a los rivales para sacar provecho de su contundencia.

Pívot

Nadie en la selección puede pivotear de espaldas al arco como Suárez. Sabe colocar la cola para mantener a distancia al rival. Cubre bien la pelota y descarga con precisión para sus compañeros.

Gol

Luis Suárez pulverizó todas las marcas y es el máximo goleador de la historia selección de la celeste con 39 conquistas, seguido por Diego Forlán con 36 y Héctor Scarone con 31.                

Asistencias

El salteño es el líder de asistencias de la era Tabárez. Quienes lo tildaron de egoísta poco repararon en el detalle de que metió 17 pases de gol a sus compañeros.

Tiro libre

En los últimos tiempos Luis agregó otra pieza a su repertorio y son las acciones de pelota quieta. Marcó goles de tiro libre contra Bolivia en La Paz y ante España por la Copa Confederaciones.


Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios