Puede haber un tapado

El directorio del Comité Olímpico uruguayo, que hasta ahora no ha tratado el tema, definirá este martes el abanderado entre un futbolista o un deportista amateur

El Comité Olímpico Uruguayo (COU) sesionará este martes en una reunión extraordinaria para definir el abanderado de la delegación nacional para los Juegos Olímpicos de Londres 2012.

Los nueve miembros de su directorio y el presidente de la Confederación Uruguaya de Deportes, Roberto Miglietti, que suman 13 voluntades están convocados a la hora 10 en la sede del COU.

Votan solo quienes se presenten y en caso de que se registre empate el voto del presidente vale doble. "Nunca vi a Maglione usar el voto doble, por lo general todo en el COU se mueve desde el consenso", explicó uno de los integrantes del directorio a El Observador.

La misma fuente fue tajante cuando se le preguntó quién es el candidato: "Hemos visto y escuchado de todo pero la verdad es que no hemos tratado el tema ni lo hemos charlado".

La misma versión fue confirmada por otro directivo quien se animó a brindar su opinión: "El fútbol es el deporte nacional y es que nos representa mejor en el extranjero".

Hay indicios de que Maglione también quiere que el abanderado sea un futbolista. ¿La razón? La actuación de este deporte en los Juegos Panamericanos.

Un Juego Olímpico es a nivel competitivo la escala última y mundial para que Uruguay mida fuerzas con los otros países. La primera son los Juegos Odesur. En la última edición, Medellín 2010, el COU se fijó en la actuación de los deportistas para otorgar, en setiembre de 2010, en base a sus resultados las becas de solidaridad olímpica para los Juegos. 

La siguiente parada fueron en octubre los Juegos Panamericanos, Guadalajara 2011. Esa fue la última actuación uruguaya como para consultar a quién se le puede conferir el honor de la bandera.

Consultado a principio de año por El Observador sobre las perspectivas olímpicas a Maglione se le iluminaron los ojos cuando habló del fútbol y su actuación en los Panamericanos: "Fueron los mejores, llevaron a lo mejor que tenían, ganaron un bronce y pudieron traer algo más con mejor suerte".

Luis Suárez emerge como el jugador estelar del equipo uruguayo. Pero una de las fuentes consultadas expresó: "Se puede generar un efecto negativo con el público inglés por el episodio de racismo que tuvo (con el francés Patrice Evra, por el que fue sancionado) y para evitar abucheos o rechiflas el candidato puede ser (Edinson) Cavani".

Si no es un futbolista, los candidatos más fuertes por trayectoria son tres: Rodolfo Collazo, Andrés Silva y Alejandro Foglia, quienes van por sus terceros Juegos Olímpicos.

Collazo, remero, fue el único oro en Medellín 2010 pero en Guadalajara 2011 no pudo alcanzar la final a pesar de haberse aclimatado varias semanas en la altura. ¿Cómo clasificó? Con el alma, en una regata disputada en Tigre donde eliminó, con el impulso del alma, con Emiliano Dumestre (compiten en el doble par peso ligero) al bote que fue campeón en Guadalajara: México.    

Foglia (yachting) ya fue abanderado en Beijing 2008.

El nombre de Silva surgió con el mismo peso que el de Collazo por antecedentes olímpicos. Pero también tiene la contra de un mal Panamericano: abandonó por lesión en las series del 400 vallas. En Río 2007 no tuvo una buena actuación en la que era su fuerte, el 400 m llanos.

"Mirá a que puede haber un tapado", indicó uno de los consultados a El Observador. ¿Déborah Rodríguez? Tiene a favor el carisma y su proyección a futuro pero competirá como invitada por ser mejor marca técnica femenina y no por haber hecho la marca mínima.

Los que defienden que el abanderado sea un deportista amateur tienen ahora otro elemento a favor: los futbolistas percibirán viáticos por jugar y premios por clasificar. Remeros, atletas y navegantes cuentan con apoyos de becas pero a lo largo de sus carreras siempre han desembolsado plata de sus bolsillos para mejorar y poder representar a Uruguay.


Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios