¿Por qué cuesta tanto ganarle a Paraguay?

Desde la hora 20 Uruguay enfrenta a la selección guaraní en el Centenario
Las palabras del técnico Cesare Prandelli quedaron rebotando en la mente de los italianos. Previo al duelo con la celeste, por el Mundial de 2014, le dijo al mundo la forma en que sienten el juego los uruguayos. "Uruguay es una selección que juega con un furor patriótico que no tenemos".

Minutos después Oscar Tabárez respondía: "Es cierto, estos muchachos tienen un sentimiento de adhesión a la selección que se ha ido acrecentando y se debe al feeling con la gente, quizás porque la historia es de niño que sueña, luego de hincha y posteriormente como jugador. No me animaría a decir que los jugadores italianos no lo tienen. Me resulta difícil creer que una selección que escribió páginas relevantes del fútbol mundial, sus jugadores no tenga ese sentimiento. Ningún equipo que salga campeón puede carecer de sentimiento a su país, a su gente. Es cierto que nosotros lo tenemos y nos apoyamos bastante en eso".

La celeste eliminó a Italia del Mundial. A poco del final de un partido apretado, un cabezazo de Godín depositó a la celeste en los octavos de final de aquel evento. Tal vez por ahí se puedan encontrar razones a lo inexplicable: que un país de escasos habitantes con relación al mundo juegue sin temores ni complejos antes los poderosos del mundo.

Sin embargo, hay una selección que siempre le planteó complejidades a la celeste: Paraguay.

¿Por qué le cuesta tanto a Uruguay enfrentar a un rival como Paraguay? A lo largo de los años es común escuchar la frase de que son rivales de similares características. De fútbol de respuesta y no de propuesta. Del aprovechamiento de la pelota quieta.

Y de sentimiento patriótico, claro que sí. Para prueba basta lo que dijo el técnico Francisco Arce antes de viajar a Montevideo: "Sabemos que es una cuestión de patria y bandera el hecho de defender la camiseta de la selección".

Por características de juego y ese espíritu indomable, los guaraníes siempre fueron un rival difícil de descifrar para los charrúas. La estadística marca una paridad elocuente. Y al margen de que Paraguay acumula nueve años sin ganarle a la celeste, es un rival que infunde respeto.

Los partidos suelen ser cerrados, de mucha pierna en el medio y habitualmente se terminan resolviendo por una acción de pelota quieta. Son pocas las veces donde pesa la superioridad de uno sobre el otro. Acaso el último antecedente sea el de la final de la Copa América de 2011 donde los celestes golearon a Paraguay.

La historia de esta noche es distinta. Porque la eliminatoria también lo es. Pesa la condición de local, y si hay algo que sabe manejar Paraguay es la ansiedad. Es experto en hacer presa de la desesperación a su rival. Los dos llegan con la necesidad de puntos, lo que determina que, en lo previo, Paraguay vuelva a lucir como en sus mejores tiempos, un rival complicado y que siempre la cuesta a la celeste.

Los puntos fuertes de los guaraníes

1) Personalidad
Si hay una característica que identifica a los equipos paraguayos es que no se los llevan por delante con facilidad. Con Paraguay no pasa lo mismo que con Bolivia, a quien más de una vez se le ha ganado tirando un centro al área y atropellando. El equipo guaraní no se amilana ante situaciones complicadas.

2) Pelotas largas
Paraguay, al igual que Uruguay, no es un equipo que se caracterice por sacar provecho del juego colectivo. Una de sus mayores virtudes es poner pelotas largas para delanteros que se las ingenian para complicar a rivales que regalan espacios. El aprovechamiento de las escasas acciones que generan es una virtud.

3) Paciencia
Si de algo se pueden jactar los paraguayos es de su paciencia a la hora de afrontar un juego de visitante por las eliminatorias. La albirroja espera, espera y espera. Sabe que una le va a quedar de cara al arco rival. Un detalle que es importante es que no le incomoda que los critiquen por aportar poco para el espectáculo.

4) Presión
La prensa guaraní destaca como punto de referencia la presión que ejercen los volantes. En principio el equipo se parará con un esquema 4-3-2-1. A los que estarán en la línea de tres un poco adelantados, el técnico Arce le pidió mucha presión para cuando el rival tenga el balón en su poder.

5) Pelota quieta
Los paraguayos son peligrosos de pelota parada y convierten por porte físico y decisión para buscar los centros. No esperan que la pelota vaya a la cabeza sino que van decididos a atacarla. Hasta los rebotes de segunda pelota se planifican. Uruguay deberá estar atento.

6) Bien parado
No es común encontrar fisuras defensivas en un equipo paraguayo. Generalmente se cierran bien atrás y no regalan espacios bajo ningún punto de vista. Lucen concentrados. Es muy extraño tomarlos mal parados en defensa cuando de sacar un contragolpe en velocidad se trata.

7) Mentalizados
Los guaraníes ya se mentalizaron para lo que será un partido que, suponen, duro. De hecho el técnico Francisco Arce anunció antes de viajar a Montevideo: "Este será un partido de macho contra recontra macho (...), es cuchillo entre los dientes".

8) Atentos
Uno de los argumentos con los que Paraguay sorprendió a Chile en el regreso de Arce a la selección albirroja fue la presión que ejerció en los primeros minutos del partido. Tomó desprevenido al elenco rojo y en nueve minutos le anotó dos goles.

9) No se rinden
Lo dijo Tabárez: "Paraguay es un rival directo y será difícil. La gente decía que había quedado afuera de las eliminatorias porque había perdido dos partidos en la hora, pero ahora ganó y se metió de nuevo en la lucha", aseguró el DT celeste.

Uruguay
1. Fernando Muslera, 18. Mathías Corujo, 2. José María Giménez, 3. Diego Godín, 13. Gastón Silva, 5. Carlos Sánchez, 17. Egidio Arévalo Ríos, 7. Cristian Rodríguez, 10. Gastón Ramírez, 9. Luis Suárez, 21. Edinson Cavani. DT: Oscar Tabárez

Paraguay
1. Diego Barreto, 5. Jorge Moreira, 6. Pablo Aguilar, 19. Paulo Da Silva, 3. Salustiano Candia, 8. Víctor Ayala, 14. Néstor Ortigoza, 16. Cristian Riveros, 10. Ángel Romero, 23. Oscar Romero, 7. Darío Lezcano. DT: Francisco Arce

Cancha: Estadio Centenario. Hora: 20. Juez: Wilton Sampayo de Brasil.
PRECIOS: Ámsterdam y Colombes: $ 390, Olímpica s/n: $ 650, Olímpica numerada: $ 990, Tribuna América puerta 3: $ 1.490, Platea América puerta 4: $ 990, Tribuna América puerta 24 (Visitante): $ 3.000, menores hasta 5 años gratis. Con Cupón Celeste: Ámsterdam y Colombes: $ 290, Olímpica s/n: $ 49. Financia OCA: en 1 o 3 pagos.
ABONOS: (3 partidos al precio de 2, vs Paraguay,V enezuela –octubre- y Ecuador –noviembre- Precios: Ámsterdam y Colombes: $ 780, Olímpica s/n: $ 1.300, Olímpica numerada: $ 1.980, Tribuna América puerta 3: $ 2.980, Platea América puerta 4: $ 1.980. Precios de abonos con Cupón Celeste (disponibles en Abitab desde el 29/8): Ámsterdam y Colombes: $ 590, Olímpica s/n: $ 980- Financia OCA: en 1, 3, o 6 pagos. Menores: gratis hasta 5 años inclusive.

Populares de la sección

Acerca del autor