Perú afiló sus garras

El equipo del Tigre Gareca derrotó a Paraguay, fue tercero y cerró un excelente apronte para las Eliminatorias
Embed
Embed


Perú cerró su actuación en la Copa América de Chile subiéndose al podio al derrotar a Paraguay por 1 a 0 en el duelo por el tercer puesto.

El equipo dirigido por el argentino Ricardo "Tigre" Gareca cerró así un muy buen torneo, repitió el tercer puesto de Argentina 2011 y se anuncia como un rival durísimo para las venideras Eliminatorias para Rusia 2018.

Perú fue el protagonista ayer en el arranque del partido.

Con la apuesta a la posesión de pelota y a realizar transiciones rápidas, el equipo liderado por Paolo Guerrero planteó el partido y lo dominó territorialmente

Paraguay, fiel a su estilo y su historia, se refugió en su campo, defendió con dos líneas de cuatro abroqueladas y bien paradas, y esperó el momento para soltarse de contragolpe.

Pero bien contenido Lucas Barrios y sin desdoble por las bandas, poco pudo Paraguay que dependió demasiado del primer pase de Néstor Ortigoza en la generación del juego.

Salvo un remate lejano de Óscar Romero, repelido por Pedro Gallese, el elenco guaraní no se acercó con peligro al arco rival.

Perú, en cambio, fue más. Porque la movilidad y el atrevimiento en el uno contra uno de José Reyno le dio mucha mayor chispa a su ataque.

Porque Luis Advíncula se soltó por derecha y ratificó ser uno de los mejores laterales derechos del certamen.

Y porque la presencia de Paolo Guerrero para pivotear y azotar con su juego en el área, oblió a Paraguay a jugar refugiado en la cueva.

Probó Reyna con un remate de afuera del área que salvó Villar. Lo tuvo Carlos Lobatón en la más clara del primer tiempo. Pero definió muy mal mordiendo con la zurda una volea en el área.

El segundo tiempo empezó como un calco del primero, pero Perú le acertó al arco y abrió la cuenta.

Fue a los 47' a la salida de un córner. André Carrillo recogió un rebote y le pegó de aire para clavar la pelota abajo contra un palo.

Paraguay acusó el golpe y los incaicos estuvieron cerca de aumentar con un par de chances generadas en forma inmediata al gol.

Como Perú lo perdonó, Paraguay se animó. Los cambios lo tonificaron, sobre todo el ingreso de Edgar Benítez, de los mejores jugadores del equipo a lo largo del certamen.

Y así se empezaron a ver fisuras en la extrema retaguardia de los incaicos.

Benítez mostró el camino por derecha y estuvo cerca del empate a los 63' al intentar empujar un envío rasante y cruzado. Lo impidió el zaguero Carlos Ascues en gran esfuerzo defensivo.

Pero los guaraníes siguieron insistiendo. Siempre al influjo de las arrancadas en velocidad por izquierda de Benítez y la presencia de área de Raúl Bobadilla.

Perú intentó de contragolpe, pero Reyna fue más figura por la concepción que por la

Tuvo que aparecer Guerrero para liquidarlo cuando iban 88 minutos. Joel Sánchez se liberó por derecha y ubicó a Guerrero por el centro del área. El 9 no perdonó alcanzando la cima de la tabla de goleadores.

Perú, además, demostró que en la Eliminatoria tiene armas de sobra para soñar con el Mundial.