Otra vez a buscar golero

El aurinegro, como en los últimos años, tendrá que salir a buscar un nuevo dueño para su arco

El complejo arco de Peñarol parece estar destinado a volver a cambiar de nombre. Cada vez que el equipo se apresta a iniciar una temporada aparece un nuevo candidato para custodiar los tres palos. Es sistemático. Y la temporada 2013/2014 parece que no será la excepción. ¿Motivos? Todo hace indicar que Enrique Bologna volverá a su país. Se le termina el contrato. Su continuidad depende del entrenador y, además, lo quiere San Lorenzo.

En consecuencia, el club tendrá que iniciar la búsqueda de un nuevo dueño de su arco.

Una tarea nada sencilla debido a que la valla de Peñarol no es sencilla.

Los últimos antecedentes son elocuentes. Acaso los únicos que salvaron con nota fueron Juan Castillo y Sebastián Sosa, este último con el plus de provenir de la cantera, lo que determinó que la gente lo contemplara más que al resto.

Recorrer el arco de Peñarol en los últimos campeonatos permite comprobar el desfiles de nombres, además de confirmar que es un arco que quema.

El argentino Bologna no la pasó bien hasta que se logró acomodar. En la primera fecha se retiró silbado e insultado por los hinchas. Pero justo es reconocer que terminó cerrando bien el campeonato y los parciales cambiaron insultos por aplausos.

En la temporada anterior Fabián Carini vivió un verdadero calvario que terminó con su descenso al plantel de Tercera para entrenar.

De 2009 a 2011 el dueño del arco fue Sosa, alternando en algunos partidos con Carini y Gonzalo Noguera.

La temporada 2008/2009 fue terrible. Desfilaron cinco goleros y ninguno logró brindar la sensación de seguridad. Los nombres:  Pablo Cavallero, Gonzalo Noguera, Nicolás Biglianti, Fernando González y Sebastián Sosa.

La situación de Bologna determina que quede Danilo Lerda como primera opción. Y luego los juveniles Gastón Guruceaga y Washington Aguerre.

Esto genera que el club tenga que salir nuevamente al mercado en busca de un hombre que tenga la espalda suficientemente ancha para pararse en un arco que siempre está bajo presión.


Populares de la sección

Comentarios