Números para dos lecturas

Define casi siempre pero no le toca festejar

Los logros que Defensor Sporting ha conseguido en los últimos años admiten dos tipos de lecturas. Por un lado, el orgullo de estar siempre en las definiciones del torneo pero por otro la decepción de haber perdido las últimas cuatro veces que jugó la final del Uruguayo.

Para el hincha violeta pesa mucho más lo primero. Ver al club formado con jugadores de su propia cantera y en procesos de constante renovación siempre definiendo es digno de admiración para propios y también ajenos.

Los números son claros. La viola está en su quinta final de las seis últimas temporadas del Uruguayo. Le ganó al súper reforzado Peñarol en la temporada 2007-2008 pero después se le escapó tres veces ante Nacional. En 2008-2009 con la ventaja de la Tabla Anual. En 2010-2011 y 2011-2012, ya sin esa ventaja, cayó en el primer partido de definición ante los albos.

En materia de torneos cortos, instaurados en 1994, los violetas siguen ampliando su cosecha alcanzo su séptimo trofeo.

Ya habían ganado el Apertura 1994, el Clausura 1997, Apertura 2008, Clausura 2009, Apertura 2010 y Clausura 2012.

Los siete torneos históricos conquistas por Defensor Sporting lo ponen en el tercer lugar entre los equipos con más torneos cortos ganados. Nacional cuenta con 16 conquistas, Peñarol 9 y luego vienen los violetas con siete.

Pero hay otro aspecto que colma de orgullo a los hinchas violetas y es que, a diferencias de los elencos grandes, los campeonatos se conquistan viajando y visitando todas las canchas.

Mire como serán las cosas que  el repaso de los títulos obtenidos por el elenco del Parque Rodó permite concluir que la mayor parte de las conquistas fueron en condición de visitante.

Las canchas donde los violetas se coronaron fueron Palermo (dos veces), Martínez Monegal, Goyenola y Tróccoli.


Populares de la sección

Comentarios