Nadal quedó a una victoria del número uno

El español sufrió para derrotar al italiano Fabio Fognini para situarse en las semifinales del torneo de Pekín

El español Rafael Nadal sufrió para derrotar al italiano Fabio Fognini por 2-6, 6-4 y 6-1, en dos horas y 15 minutos, para situarse en las semifinales del torneo de Pekín, donde una victoria contra el checo Tomas Berdych, su próximo rival, servirá para desbancar al serbio Novak Djokovic y recuperar el puesto de número uno del mundo.

Fognini, 19 del mundo, discípulo del español José Perlas, estuvo a punto de arruinar el máximo objetivo que Nadal tiene en la cabeza en estos momentos y causar de paso la cuarta derrota del año del zurdo de Manacor.

En los primeros puntos del encuentro Nadal sufrió un mal gesto en su rodilla izquierda, que además se golpeó contra el suelo, y eso desequilibró la contienda porque la mente del español no dejó de pensar en ello durante los dos primeros sets. Sus piernas dejaron de ser eléctricas, los fallos llegaron y sufrió hasta que se convenció de que todo estaba en orden.

Todo se unió. El susto de Nadal y el espectacular juego del italiano, que ganó el primer parcial y dispuso de una oportunidad para marcar el 5-1 y sacar después en el segundo. Pero la reacción de Rafa fue, como siempre, espectacular.

Ahora le espera Berdych, al que Nadal ha vencido recientemente en las semifinales del Masters 1000 de Cincinnati (7-5 y 7-6), con el que tiene un balance de 15 victorias y tres derrotas, y que hoy se impuso al estadounidense John Isner por 7-5 y 6-2 en 89 minutos, ganando el europeo los seis últimos juegos consecutivos.

En pista dura, Nadal ha ganado los ocho últimos enfrentamientos contra Berdych y los dos de este año, en las semifinales de Cincinnati e Indian Wells. Tomas no vence al español desde los cuartos de final del torneo de Madrid en 2006, cuando ocurrió el incidente que provocó entre ellos una pequeña fricción, ya olvidaba por ambos, al mandar callar Berdych al público madrileño, lo que provocó que Nadal le espetase: "eres un chico malo".

Derrotado dos veces esta temporada por Nadal, en Roma y Roland Garros, Fognini se acercó peligrosamente a una victoria que hubiera cortado en seco la racha de 24 triunfos, ahora ya de 25, que Nadal lleva este año en pista dura.

El campeón del Abierto de EE.UU. se encontró con un rival decidido a acortar los puntos al máximo, buscando finalizarlos a la mayor brevedad, y más calmado que de costumbre, sin duda bien aconsejado en este aspecto por Perlas el día anterior, como factor clave para desplegar el gran potencial que posee e intentar la hazaña.

El español, campeón de este torneo en 2005 y ganador de la medalla de oro olímpica en estas mismas pistas tres años después, cometió demasiados fallos en el primer set en el que estuvo abajo 5-1. Nadal necesitó 32 minutos para lograr su primera oportunidad de rotura, y aunque arrebató el saque del italiano en el séptimo juego, cedió el suyo a continuación por tercera vez en este parcial para entregarlo en 40 minutos.

El público esperaba impaciente la reacción de Nadal en el segundo set pero la historia parecía no cambiar. Fognini se mantenía cauto, tranquilo, buscando el contrapié y lanzando misiles con su derecha causando el desconcierto en Nadal.

El italiano tuvo dos oportunidades para colocarse con 4-0 en este parcial pero finalmente 'Rafa' logró mantener su saque y acortar diferencias. En el sexto Fabio tuvo su ocasión de oro para marcar el 5-1, pero erró con su derecha y ahí se fueron gran parte de sus opciones.

La presión que Nadal ejerció en el séptimo se transformó en brutal. Fueron diez minutos intensos, donde 'Rafa' obligó a Fognini al máximo rompiendo su saque a la sexta oportunidad para que el español se acercase 4-3 abajo.

Una vez lograda la rotura, Nadal se lanzó en picado hacia la victoria, ganando cinco juegos consecutivos en total y nivelando el encuentro, ante un Fognini que comprendió entonces que su sueño se desvanecía.

Una rotura en el tercer juego del tercer parcial sentenció al italiano, que desmoralizado volvió a ceder su saque en el quinto, y que una vez más dejó escapar la gran oportunidad de vencer al gran 'Rafa', que ya lleva 20 victorias consecutivas desde que perdió con el belga Steve Darcis en la primera ronda de Wimbledon.

Una victoria en el próximo partido le colocaría de nuevo en el trono mundial, que no ocupa desde el 27 de junio de 2011.

En otros partidos de cuartos de final, Djokovic se enfrenta hoy contra el estadounidense Sam Querrey y el francés Richard Gasquet contra el español David Ferrer.


Fuente: Miguel Luengo, EFE

Populares de la sección

Comentarios