Nacional ganó bien y nadie lo baja de la punta

El tricolor venció claramente a Rampla Juniors 2-0 luego de un muy buen primer tiempo en el que aprovechó los errores del rival en defensa; no repitió en el complemento
"¡Vamos, vamos, no se queden!". Los gritos se escuchaban claros pese a que la Tribuna José María Delgado y provenían del técnico de Nacional, Martín Lasarte.

El entrenador demostraba su bronca porque el equipo había bajado notoriamente el rendimiento ni bien comenzado el segundo tiempo y temía que cayera en un juego burocrático luego del muy buen primer tiempo en el que se ganaba 2-0.

Nacional le ganó 2-0 a Rampla Juniors con un gol de Kevin Ramírez a los 13 minutos en una jugada que nació en un lateral para los tricolores, y otro de Sebastián Fernández de afuera del área luego de una gran apilada de Tabaré Viudez.

Los del Parque Central ganaron bien ya que fueron los que llegaron con mayor profunfidad al arco de enfrente: primero avisó Hugo Silveira y luego lo hizo Tabaré Viudez con un tiro que pegó en el palo.

Los tricolores no contaron con la presencia de Diego Polenta debido a que padece un cuadro febril y a último momento quedó excluido del equipo.

El primer tiempo fue todo de los dirigidos por Martín Lasarte quienes mostraron un juego colectivo muy superior a un rival que estuvo en todo momento mal parado, sobre todo, de mitad de cancha hacia atrás en donde dio muchas ventajas.

De esa forma, ya en los primeros minutos, Nacional tuvo tres chances clarísimas de gol y la tercera fue precisamente la apertura. ¿Cómo llegó? De un lateral de Alfonso Espino hacia Ramírez quien se metió al área ante la pasividad de su marcador y convirtió a placer.

El primero en avisar había sido Hugo Silveira quien complicó a su marcador y su tiro se fue muy cerca del palo. Minutos después, fue Tabaré Viudez quien probó desde afuera y la pelota dio en el palo.

La mitad de la cancha era toda de los albos y entre el aporte de Viudez y las distintas sociedades que se formaron, hicieron que los picapiedras padecieran mucho su juego.

El rojiverde intentó despertar pero no logró hacerse del balón ya que su rival se adueñó totalmente de las acciones y Sebastián Fernández tuvo todo para aumentar el marcador, pero su tiro, una vez más, dio en el palo.

Ya el segundo fue un verdadero mazazo. Porque Rampla no había llegado prácticamente al arco de Esteban Conde y luego de otro lateral y una muy buena jugada por derecha con una gran apliada de Viudez, Sebastián Fernández la colocó con comba contra un palo. Golazo.

Pero Nacional no se conformó con eso y siguió buscando hacer daño en el área de enfrente aprovechando las chances que le daba el rival que seguía muy mal parado.

Rampla mejoró algo en el complemento en base a tenencia de pelota, pero le faltó contundencia y profundidad en ofensiva. Pensar eso ante un equipo grande, es dar también muchas ventajas, las que se suman a las defensivas de la primera parte.

Claro que Nacional no repitió todo lo bueno que hizo en el inicio y eso se pudo ver en los gestos del técnico Martín Lasarte quien demostraba que no estaba conforme con el rendimiento del equipo que jugó tranquilo y como desmotivado porque sabía que tenía prácticamente ganado el encuentro ya que vencía bien por 2-0.

Entonces apeló a los cambios para intentar volver a tener más fútbol con Sebastián Rodríguez por Silveira y Leandro Barcia por Viudez, una de las grandes figuras de la primera parte en los tricolores.

Kevin Ramírez jugó los últimos 20 minutos con un dolor en el hombro. Sebastián Fernández avisó con señas al banco, pero cuando llegó la variante, ingresó Gonzalo Porras por Diego Arismendi. Enseguida le avisaron a Lasarte y explotó, abriendo los brazos, como que a él no le habían dicho nada. Es que las señas de Papelito fueron al banco de suplentes en general, pero nadie le comentó nada al DT.

Rampla siguió intentando pero se dio de bruces contra su propia inoperancia, mientras que Nacional no repitió el plato del primer tiempo, pero igualmente le alcanzó para seguir en la punta con esta, su cuarta victoria consecutiva.


Embed


Populares de la sección