"Me discriminaron por ser gay, pero no me importa"

Eguard Tejera defiende su homosexualidad en medio del “complicado” entorno del turf uruguayo

Las declaraciones del jockey Eguard Tejera llamaron la atención luego de que ganara el último Gran Premio Ramírez, la prueba más importante del turf uruguayo, y le dedicara el título a su novio.

Quienes no frecuentan los hipódromos, no están en la interna de la hípica o no conocen al jinete, al leer la frase en la prensa pensaron que podía ser un error en la nota.

Cuando logró el Ramírez al mando de Hielo, el caballo que derrotó a los favoritos el pasado 6 de enero, dedicó su triunfo de la siguiente manera: “A mi familia, a mi novio y a toda la gente que siempre me ha apoyado”.

Tejera, de 37 años, confesó su homosexualidad hace un tiempo y desde entonces enfrenta los prejuicios del mundo del turf. “Me discriminaron por ser gay, pero no me importa”, dijo a Diario Crónica.

El jockey cuenta con una carrera poco común. Con mucho sacrificio, en el año 2000 se fue a competir a las pistas de EEUU con US$ 165 en los bolsillos. La pasó muy mal al principio, pero luego llegaron las oportunidades y los triunfos, y logró ganar 468 carreras en el circuito estadounidense hasta 2011, cuando decidió volver a Uruguay.

Ahora lucha para ser respetado. “Fue algo que no me costó confesar, por más que me sienta un poco discriminado. Uno sabe lo que es, así que no me preocupa eso”, indicó.

“En Uruguay es más complicado que en los Estados Unidos, no tanto por mis compañeros sino por el entorno del turf en general”, agregó Tejera.


Populares de la sección

Comentarios