Malas inversiones

Los equipos mexicanos contratan jugadores extranjeros, entre los que mencionan a Diego Vera, que después no son tenidos en cuenta; hecho que los lleva a preguntarse si no deben seguir el camino de Chivas donde solo juegan los puros aztecas

El abanderado de esta historia es Inter de Milán. El equipo del imperio Moratti tiene tantos jugadores como pueda imaginar. Contrata hasta por catálogo. Se llena de jugadores que después se terminan perdiendo. Amontona gente sin tenerla en cuenta.

Claro que no es el único. Se podría decir que el mercado mexicano es su principal imitador. Durante mucho tiempo México fue denominada como la tumba de los elefantes. Es que si ibas, no salías. Los aztecas eran poco propensos a liberar a los jugadores que compraban. No ha variado mucho. Miren el caso de Viudez que seguía enganchado a América.

Lo cierto es que por estas horas la prensa mexicana se pregunta si vale la pena o si se debe seguir el ejemplo del conocido “rebaño sagrado”: Chivas, donde solo juegan los puros mexicanos.

En el presente campeonato la prensa del país centroamericano ya considera innecesaria la incorporación de varios extranjeros.

Los equipos del fútbol mexicano que cuentan con muchos futbolistas de otros países en sus planteles, no les dan una utilidad que justifique lo que invirtieron en sus contratos.

“Vinieron de lejos para calentar bancos. Están muy lejos de ser indispensables”, comentó Univisión. Exceptuando Rayados de Monterrey, quien sí utiliza de manera frecuente a sus extranjeros, el resto tienen algunos que ni siquiera han jugado un partido en este torneo.

En la larga lista está el uruguayo Diego Vera.

Los jugadores argentinos que no tienen lugar y son cuestionados son Cristian Maidana de Atlante, Matías Abelairas de Puebla, que sólo jugó cuatro partidos como titular y Martín Romagnoli, quien está en el banco hace dos jornadas.

El ecuatoriano Segundo Castillo de Pachuca sólo estuvo desde el inicio en dos encuentros. Sus compatriotas Joao Rojas y Jefferson Montero han tenido buenas actuaciones pero no se consolidaron en Morelia.  Luis Bolaños no jugó ni una sola vez en Atlas.

El brasileño Rosinei no ha comenzado entre los 11 iniciales siquiera en una ocasión para América. Las Águilas, sin embargo suelen darle buen uso a sus extranjeros (Daniel Montenegro, Rubens Sambueza y Aquivaldo Mosquera).

Ante esta situación la prensa se pregunta si no vale la pena tomar por el camino de las Chivas y jugar con puros mexicanos sin meterse en grandes inversiones que después no brindan los frutos esperados.


Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios