Los Warriors empataron la serie

El base estrella del equipo de Golden State, Stephen Curry, volvió a ser el líder que guió a su equipo al triunfo en la prórroga (97-87) ante los Spurs de San Antonio

El base estrella de los Warriors de Golden State, Stephen Curry, volvió a ser el líder que guió a su equipo al triunfo en la prórroga (97-87) ante los Spurs de San Antonio en el cuarto partido de las semifinales de la Conferencia Oeste.

Curry no fue el máximo encestador, pero sí el líder que aportó los puntos decisivos que permitieron a los Warriors lograr una gran victoria que les permitió empatar (2-2) la eliminatoria que disputan al mejor de siete partidos.

Los Spurs tuvieron a su alcance la victoria, pero en la recta final del cuarto periodo no pudieron controlar la inspiración encestadora de Curry y mucho menos al inicio de la prórroga.

"Era un partido muy especial para nosotros y también en una fecha, el día de las Madres, que me sirvió de motivación después de que hablé con la mía (Sonya), y me dijo que confiase en mi mismo, en el espíritu de sacrificio y sobre todo me apoyase en mis compañeros y eso fue lo que sucedió", destacó Curry al concluir el partido.

Curry aportó 22 puntos, seis rebotes y cuatro asistencias pese a padecer una lesión en el tobillo izquierdo, que elevó la moral del resto del equipo que nunca se dio por vencido, a pesar que los Spurs estuvieron en control del juego y del marcador.

"Parece que cada vez que uno cae en una buena racha y se siente un tanto sano hay un contratiempo", comentó Curry, que anotó 7 de 15 tiros de campo, incluidos 5 de 10 triples.

El alero novato Harrison Barnes siguió en su línea de gran revelación de la fase final y fue el líder encestador al conseguir un doble-doble de 26 puntos y 10 rebotes.

También volvió a ser factor ganador y sexto hombre el base Jarrett Jack, que consiguió 24 puntos (9-16, 1-1, 5-6), capturó siete rebotes, todos defensivos, repartió cuatro asistencias y puso un tapón.

Mientras que el pívot australiano Andrew Bogut mantuvo su protagonismo dentro de la pintura. Capturó 18 rebotes, incluidos 13 defensivos, que lo dejaron como el líder del equipo en esa faceta del juego.

El gran trabajo de equipo en la recta final del tiempo reglamentario permitió a los Warriors remontar una desventaja de ocho puntos en los últimos cinco minutos.

Mientras, el base francés Tony Parker aportó 17 puntos, pero después de fallar 11 de 17 tiros de campo, incluidos los tres triples que intentó.

El escolta argentino Manu Ginóbili logró 21 puntos, al anotar 8 de 18 tiros de campo, incluidos 5 de 10 triples, y falló los dos tiros de personal; capturó cuatro rebotes, repartió cuatro asistencias, recuperó tres balones y puso dos tapones, en los 37 minutos que jugó.

Tampoco el veterano ala-pívot Tim Duncan hizo valer el doble-doble de 19 puntos y 15 rebotes que aportó porque los Spurs como equipo lograron sólo un 36 (33-93) por ciento de acierto en los tiros de campo, el 26 (7-27) de triples y el 56 (14-25) de personal, comparados al 38 (35-92), 39 (7-18) y 80 (20-25), respectivamente, de los Warriors.

El equipo de Golden State también dominó el juego bajo los aros al capturar 65 rebotes por 51 de los Spurs.

El pívot brasileño Tiago Splitter perdió el duelo individual con Bogut al aportar sólo cinco puntos (2-4, 0-0, 1-2), dos rebotes, tres asistencias, recuperó un balón y puso un tapón en los 19 minutos que jugó.

"Tuvimos todas las opciones y oportunidades de ganar el partido y es frustrante porque sentimos como si lo hubiéramos entregado. Ahora debemos ganar en nuestro campo", declaró Duncan.

El quinto partido de la serie se jugará el martes en el AT&T Center, de San Antonio.


Fuente: EFE

Populares de la sección

Comentarios