Los celestes se aprontan

Una exhibición y la pretemporada marcan el calendario de Pablo Cuevas y Marcel Felder

De distintas maneras el futuro de Uruguay en la Copa Davis 2013 se empieza a delinear en el este del país. Es que los dos principales jugadores del equipo capitaneado por Enrique Pérez Cassarino tendrán sus puntos de partida para la temporada en Maldonado y Punta del Este.

Cuevas confirmó que será parte del show que encabezarán el exnúmero uno del mundo, el estadounidense Andy Roddick, en partido de exhibición ante el argentino Juan Martín del Potro. El uruguayo estará en la cancha en el partido previo, frente a otro argentino (retirado de la actividad), el excampeón de Roland Garros, Gastón Gaudio.

Para Cuevas será el retorno, no oficial, a un partido de tenis, luego de que una lesión en su rodilla lo alejara de las canchas en mayo de 2011, cuando debió retirarse de la primera ronda de Roland Garros.

La idea de Cuevas es empezar con algunos movimientos, pero habrá que esperar hasta el mismo día del encuentro para ver cuánto es capaz de jugar en esta etapa de recuperación tras la segunda intervención quirúrgica.

Por otra parte, el jugador aseguró a El Observador que llevará adelante una clínica. En principio, esto será el mismo día del evento que lo tendrá en la cartelera de Roddick-Del Potro.

Hasta el momento, el uruguayo ha desarrollado su post operatorio en Argentina, donde ha tratado de fortalecer la rodilla y no perder estado físico.

Cuando retorne al circuito, Cuevas lo hará bajo el régimen de ranking protegido, que la ATP le reserva en el lugar 53. El ranking protegido es posible después de los seis meses de inactividad.

De esa manera podrá acceder a torneos importantes de forma directa, lo que posibilitará que pelee por buenos puntos desde el momento de su regreso.

Por su parte, Marcel Felder se instaló en Maldonado para iniciar la pretemporada. Desde el pasado lunes trabaja en lo físico bajo las órdenes del profesor Andrés Barrios.

El tenista, que encabezó el equipo de Uruguay de Copa Davis en la última temporada y media, no da ventajas para la próxima temporada y tras un mes de vacaciones arrancó con todo para ponerse en forma en las instalaciones del Campus de Maldonado, donde diariamente hace el acondicionamiento físico con la mira puesta en 2013.

Desde su eliminación en los cuartos de final del pasado Uruguay Open, en noviembre pasado, Felder declaró que ya tenía la mente puesta en la Copa Davis de febrero, dando muestras de que lo sigue motivando defender la celeste, algo de lo que ha dado ya sobradas muestras.

Además, saltará un año más al circuito, en el que los últimos años ha retomado su buen nivel de juego.


Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios