"Lo de Bauzá sonó a presión y amenaza"

El presidente de Afrauf, José Luis Otero, dijo a El Observador que el presidente de AUF "de alguna forma amenazó con que habrá fútbol"

José Luis Otero, presidente de la Asociación de Funcionarios de Recaudación de la Asociación Uruguaya de Fútbol (Afrauf), dijo a El Observador que irá personalmente a la reunión tripartita que está agendada para la hora 15.30 en el consejo de salarios, algo que no hace comúnmente.

“Voy a pedir permiso en mi otro trabajo para poder ir ya que será muy importante”, explicó Otero, quien dijo que “hasta ahora (la hora 11.15) nadie del Ministerio de Trabajo se comunicó conmigo ni con nadie de la gremial”.

El dirigente dijo que “la única que tiene la potestad de levantar las medidas es la asamblea, no soy yo ni ningún otro compañero”.

Consultado acerca de que en caso de que la reunión de hoy viernes sea positiva para todos, podría llamarse de apuro a una asamblea, dijo que “eso no está en nuestros planes por ahora, aunque todo es muy dinámico”.

La intergremial que llevó a este conflicto la integran los funcionarios de Afrauf, CAFO, los veedores y los árbitros.

Otero reiteró que “no hay ninguna asamblea fijada para hoy (el viernes). La determinación fue un paro irrevocable por el fin de semana y hasta la semana que viene no habría otra asamblea”.

Además, admitió que “los dirigentes de la AUF durante 50 días no dieron muestras de querer negociar”.

Consultado acerca de que en la tarde del viernes podría haber una propuesta económica nueva de la AUF en el consejo de salarios, Otero dijo: “Parece que lo que hasta el lunes pasado era totalmente inviable desde el punto de vista económico y que nos decían ‘no, no y no’, ahora se puede dar y apareció una solución mágica de último momento”.

No obstante, el dirigente gremial recordó que el tema no es solamente económico. “Ese es uno de los puntos en disputa. Porque si nos dan un 10% de aumento salarial, pero no tenemos jornales, no nos sirve para nada. Nosotros somos jornaleros”.

“Lo de Bauzá sonó a amenaza”
El ministro de Trabajo y Seguridad Social, Eduardo Brenta, dijo en la mañana del viernes que la idea no es que se levante el conflicto, sino que se planteará en el consejo de salarios que haya “un impasse hasta el lunes y que haya fútbol el fin de semana”.

Al respecto, Otero opinó que “si el representante del Ministerio de Trabajo viene con que el conflicto no se debe levantar y que no quiere inmiscuirse en la decisión de la asamblea, lo aplaudo. Mi posición personal es que no veo bien que ningún Ministerio se entrometa en las determinaciones gremiales. Nosotros tenemos derecho de huelga por la Constitución. Si fuera así, es un tema que me preocupa”.

Las declaraciones del presidente de la AUF, Sebastián Bauzá, no tuvieron la mejor interpretación por parte del gremio de Afrauf.

“Bauzá dio a entender que si los árbitros trabajan, podría haber fútbol. Eso sonó a presión y a amenaza”, explicó Otero a El Observador.

Cabe recordar que el pedido de Afrauf, además de lo económico, pasa por seguridad en las canchas, estabilidad laboral, mejoras en las condiciones de trabajo y que se arregle el incumplimiento del convenio anterior.


Populares de la sección

Comentarios