Lerda se ganó el clásico

El tercer golero aurinegro, que tenía como futuro quedar libre o ser cedido a préstamo, transmitió seguridad y se ganó el crédito para atajar el domingo ante Nacional

Desde la salida de Sebastián Sosa la gente se sintió insegura. El rumor del Centenario no miente. Cada vez que un centro llovió al área de Peñarol el murmullo fue elocuente.

Desfilaron tres goleros. Y ninguno lograba generar lo que provocó Sosa: tranquilidad.

Pero mire cómo son las cosas. El último suplente. El que cuando desembarcó el dueño del arco podía quedar libre o ser cedido a préstamo, termina en el arco en el momento menos pensado.

El primero golero se lesiona, el segundo acarreaba problemas y llegó el turno del tercero.

Y apareció Danilo Lerda. Un flaco desgarbado que tenía buenos antecedentes en Fénix pero que generaba sospechas. En el primer partido no lo exigieron. Pero pasó la prueba.

Un par de intervenciones en el primer tiempo y dos tapadas en el segundo para consolidar su actuación.

Y el murmullo tribunero, ese que no miente, el que brinda el veredicto, fue alentador.

Cada vez que Lerda descolgó una pelota la gente otorgó la  aprobación.

La recuperación de aquella tranquilidad perdida fue una brisa de aire fresco.

Y claro, ahora se plantea la disyuntiva: ¿quién será el encargado de custodiar el arco de Peñarol en el clásico del domingo?

Es que el técnico Jorge Da Silva expresó la pasada semana que si Bologna estaba 100% jugaba el clásico, pero ahora queda la sensación de que cambió el panorama.

La gente ya brindó su veredicto. Es claro. Desde la salida de Sosa, no tenían la seguridad con que terminaron el partido de ayer. Y al margen de que Lerda pudo haber tenido un error en la salida que generó el gol violeta, aprobó con creces el parcial.

Da Silva respaldó siempre a Bologna, es que fue el golero por el que se jugó, pero tampoco quedará rehén de sus palabras.

Luego de la victoria ante los violetas se le consultó porque, evidentemente, pasa a ser uno de los temas de la semana. Y el DT respondió: “Yo estoy loco de la vida, imaginate que tener un arquero que está bien, que está con la confianza de Danilo (Lerda) es una tranquilidad enorme. Hace 15 días estaba preocupado porque Danilo llevaba un tiempo sin jugar. Hoy tenemos dos buenos arqueros y decidiremos como con el resto del equipo”.

Y luego agregó: “Vamos a analizar, vamos a evaluar y vamos a poner en cancha el mejor equipo para afrontar el clásico. Estoy muy conforme con Danilo, vamos a ver a Bologna que trabajó muy bien hoy (ayer). Yo creo que está recuperado”.

Acá hay una realidad. La gente no le tiene confianza a Bologna y se enganchó con Lerda.

Si Da Silva se juega por su golero titular y le va mal tendrá que cargar con el enojo de los hinchas. A juzgar por lo sucedido, Lerda sacó un cuerpo de ventaja para el clásico.


Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios