Las dudas de Da Silva de cara al clásico

El técnico carbonero tiene seis días para pulir a un equipo que es demasiado irregular

Nosotros somos así. Jugamos mal, sufrimos, pero al final, vamos a ser campeones". Apenas pasaban unos minutos de la hora 22 del sábado y Referí se retiraba del Estadio Centenario cuando se cruzó en el estacionamiento con un alto funcionario muy allegado al plantel de Peñarol quien sonreía ante la frase y también por los tres puntos contra Villa Teresa que lo mantenían en la punta de las dos tablas.

En sus apreciaciones tenía razón porque el equipo de Jorge "Polilla" Da Silva había mostrado un pobrísimo rendimiento –sobre todo, en el primer tiempo– y sufrió mucho. En el hecho de ser campeones, habrá que esperar al final del campeonato.

Esta semana es muy especial porque se viene el clásico ante el rival eterno el domingo que viene.

Claro que Peñarol tiene una diferencia muy importante, trascendente: su entrenador y sus futbolistas tienen seis días enteros para entrenar sin inconveniente alguno, mientras que Nacional juega el jueves por la Copa Libertadores ante Boca Juniors, el viernes descansarán y recién el sábado –un día antes– podrán abocarse al clásico.

Las dudas de Da Silva

El técnico aurinegro dijo en conferencia de prensa el sábado de noche que ya tiene "prácticamente en la cabeza", el equipo titular que jugará el domingo venidero.

De todas maneras, también en su cabeza hay algunas dudas de cara a ese compromiso.

Lo único que se puede dar por seguro es que el arquero será Gastón Guruceaga y que la línea de fondo será la misma que ha jugado los últimos dos encuentros: Aguirregaray, Valdez, Guillermo Rodríguez y Olivera.

De allí en adelante, existe alguna vacilación en el cuerpo técnico para el clásico.

Lo primero que tiene que apostar Da Silva es mejorar el rendimiento. Lo suyo ha sido bueno en cuanto a resultados en estas últimas tres fechas, pero a la hora de jugar, Peñarol dejó mucho que desear.

El propio entrenador mirasol admitió que "estamos regalando un tiempo en los últimos partidos y eso no puede ser". Contra Villa Teresa fue más todavía lo que se regaló y se ganó por un error del rival.

Con respecto a la mitad de la cancha, las preguntas que quedan planteadas son la posibilidad de que puede jugar Luis Aguiar y también Hernán Novick. El primero hace tres encuentros que no juega y contrariamente a lo que se puede pensar, no tiene buenos números clásicos (ver recuadro). Hernán, cada vez que entró como cambio, dio una gran mano. El sábado como titular, no rindió.

A su vez, en ofensiva, es factible que vuelva Diego Forlán quien debe estar de mejor humor tras anotar en la hora contra Villa Teresa. ¿Y Murillo? ¿Merece ser titular por su rendimiento y goles del otro día? Palacios, ¿está para salir de entrada tras ver sus últimos rendimientos?

Son todas preguntas que Da Silva también se hace, por más que tenga en la cabeza al equipo casi definido. Le quedan seis días para probar y también para mejorar sustancialmente.

REGALA AL MENOS UN TIEMPO

Como le ha venido pasando en los últimos tres encuentros –ante Rentistas, Liverpool y Villa Teresa– Peñarol juega muy mal el primer tiempo y luego cambia bastante con las variantes que hace el propio entrenador. Ante Villa Teresa fue aún peor porque recién se encontraron a falta de 16 minutos y por un error de Diego Denis en el rival.

¿LE DARÁ LA TITULARIDAD A DIEGO FORLÁN?

Hace dos partidos atrás, el Polilla Da Silva tomó una drástica determinación: sacar de los titulares nada menos que a Diego Forlán y tenía razón porque el futbolista no encontraba su mejor rendimiento. En el último minuto contra Villa Teresa anotó un gol luego de mucho tiempo, lo que seguramente le dará otro ánimo. Ahora se viene el clásico y hay que ver qué pasa.

LA DISYUNTIVA DE HERNÁN NOVICK

La situación de Hernán Novick es extraña. Cuando juega como suplente y entra en los segundos tiempos, siempre rinde y muchas veces resulta fundamental para el equipo. Sin embargo, cuando le dan la titularidad, como ocurrió el sábado contra Villa Teresa, no rinde. Esta puede ser otra duda de Da Silva de cara al clásico del domingo que viene.

MURILLO, ¿PUEDE SER TITULAR?

Otra situación diferente es la que ocurre con Miguel Murillo. El futbolista era otro que no venía rindiendo en el conjunto aurinegro. Sin embargo, entró a los 66 minutos el pasado sábado ante los rojiblancos y fue determinante con sus dos goles y su asistencia a Diego Forlán en el tercero. ¿Eso le da chapa de titular en el clásico ante Nacional? Es otra pregunta que tiene Da Silva en su cabeza.

LUIS AGUIAR, ¿VUELVE POR SER EL CLÁSICO?

Muchos dicen que Luis Aguiar es un hombre de clásicos dentro de Peñarol. Más allá de sus cinco goles en contra del rival eterno, sus números en 14 enfrentamientos ante Nacional no son buenos: ganó tres, empató cinco y perdió seis. Además, hace tres encuentros en lo local que los mira desde el banco y ni siquiera ha jugado un minuto. Pero para Da Silva puede ser también una duda.

PALACIOS, ¿JUSTIFICA SU TITULARIDAD?

Otro de los futbolistas que ha venido rindiendo cada vez menos es Cristian Palacios. El delantero, de momentos muy importantes a lo largo no solo del Clausura sino también del pasado Torneo Apertura sobre todo con goles, jugó muy mal contra Villa Teresa y el Polilla lo sacó para el segundo tiempo. Hoy no justifica ser titular y es factible que el técnico no lo tenga en cuenta.


Populares de la sección

Acerca del autor