Las condiciones de Tabárez para seguir

El DT, como manifestó luego del partido con Colombia, está dispuesto a seguir pero con determinadas reglas que El Observador revela

Fiel a su estilo, Óscar Washington Tabárez se plantó en la última conferencia de prensa.  Dejó en claro su interés por permanecer en el cargo. Pero trasladó su inquietud: para seguir conduciendo a la selección necesitaba “una propuesta amplia que considere todos los aspectos”.

Los dirigentes ya se habían expresado. A través de los medios, el presidente Wilmar Valdez había anunciado su firme deseo de continuar adelante con el proceso.

Conocido el interés de ambas partes, el impulso solo es frenado por las elecciones que se tendrán que desarrollar en la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF).

Ahora bien, ¿qué implica la frase de Tabárez? ¿Qué pretendió decir cuando habló de una “propuesta amplia que considere todos los aspectos”? Para ser más claro, ¿cuáles son las exigencias o las condiciones que aspira tener el Maestro para continuar al frente de la celeste?

A juzgar por lo que sucedió a lo largo de los últimos dos procesos, hay aspectos que son claros: competir en todas las fechas FIFA, el compromiso de los dirigentes a que la selección será la prioridad, mejoras en la infraestructura, manejar el proyecto de juveniles y otros aspectos que quedaron en el debe.

Así lo confirmó Celso Otero, uno de los colaboradores más directos de Tabárez a El Observador: “Ya está claro de la necesidad y el beneficio que genera todo eso”.

Y se extendió en el concepto: “De 2010 a 2014 jugamos 54 partidos. fechas FIFA, Eliminatorias, Copa América, Copa Confederaciones y el mundial. Todos significaron partidos importantes. Y en todos los casos generaron ingresos importantes para solventar ese proceso de selecciones, para alinearse a nivel internacional. Entonces, todo eso es obvio que lo pretendemos”.

Otero remarcó: “Esas tienen que ser algunas de las condiciones que no hay que ni considerar porque son beneficiosas. No vi ningún balance por cada ítem que diga las ganancias de la selección. Vemos más los egresos que los ingresos pero lo escuché de algún tesorero de la AUF sobre los importantes ingresos que generó la selección”.

El interior, una deuda

Hay un punto que Tabárez quiere atacar especialmente y que, por diferentes motivos, quedó relegado: los jóvenes en el interior.

Así lo confirmó Otero: “Hay que seguir insistiendo, pero como fútbol uruguayo, como elemento social porque hay una pasión interesante. El fútbol es un canal de orientación positivo para los jóvenes y tenemos que darle al baby fútbol, que mantiene la pasión e integra a la familia, una continuidad que permita pasar del juego del niño al del adolescente y del adolescente a la juventud y luego de la sub 20 al hombre”.

El entrenador de arqueros manifestó: “Una parte del proyecto la intentamos y la logramos con Flores y Maldonado y hay otros departamentos con actividad propia, no ligada al proyecto, pero que se insinuaron a ir por este camino. La idea es que se pierdan la menor cantidad de valores posibles que permitan potenciar a la selección y aún si no llegan, darles pautas por las que se rige el fútbol a nivel mundial”.

Agregó que “teóricamente es enorme todo esto, pero hay que hacerlo. Tenemos que coordinarlo con la AUF para luego traducirlo en beneficio de las comunas para que llegue a todos. Esto en lo teórico, porque la gente va al resultado y de pronto no se detiene en todo esto. Pero más beneficios se obtienen de una siembra que se va dejando para todos los jóvenes aunque la gente quiere tener latente razones por las cuales justificar el esfuerzo”.

Infraestructura

La infraestructura es otro aspecto a tener en cuenta. “Hemos mejorado. Tienen que haber aportes del entorno, de toda la sociedad que se benefició mucho del fútbol que hizo punta en lo comercial y en la imagen. Entonces corresponde alinearse y darle la infraestructura adecuada al fútbol. Sin ella no se puede pensar en progresos. Nuestra intención es darle herramientas a los futbolistas. El fútbol uruguayo sigue vivo. El mundo nos quiere ver”. 

Neutrales no tienen otra alternativa que Tabárez

Los actuales neutrales de la Asociación Uruguaya de Fútbol no tiene un plan B para el caso de que Óscar Tabárez no acepte la propuesta para seguir al frente de la selección uruguaya.

Todos están jugados al sí del Maestro y ni siquiera se les pasa por la cabeza la posibilidad de que el conductor de la celeste en los últimos dos procesos pueda renunciar a la propuesta que se le elevará para su continuidad.

“No tenemos un plan B. Lo único que hablamos entre nosotros fue a título personal de cada uno y fue apuntando a la continuidad de Tabárez, pero en esas charlas no se trató ningún nombre diferente al de Tabárez”, reveló el neutral Ignacio Alonso a El Observador.

El dirigente agregó que “primero se va a hablar con él (Tabárez) para ver cuál es la idea y fuera de eso no hay nada”.

Consultado sobre si hay planes secundarios establecidos para el hipotético caso de que al entrenador no le seduzca la oferta que le eleven, Alonso dijo  que “sin dudas que eso va a ser una conmoción para el público general. Pero hay candidatos, uruguayos y del exterior, que son entrenadores de nivel. Pero no se planteó una alternativa, otra opción”.

Los amistosos

El hecho es que la designación del cuerpo técnico tiene que tener una inmediata resolución.

Es que para los días 3 y 8 de setiembre ya hay partidos amistosos pactados con Japón y Corea del Sur respectivamente.

En la AUF existe la firme convicción de llegar a los dos encuentros con el cuerpo técnico en funciones. Pero claro, todo dependerá del futuro presidente de la Asociación y de la propuesta que le elevarán a Tabárez que espera para seguir adelante con su obra.  

Satisfacción: el proceso juvenil sigue en marcha

Esta situación de impasse no es nueva para el cuerpo técnico de Óscar Tabárez. Ya la vivieron cuando culminó el mundial de 2010. Pero, a diferencia de aquella oportunidad, las selecciones juveniles están trabajando. En 2010 se generó todo un problema porque los neutrales no habían tomado el camino sugerido por Tabárez. El DT había pedido la incorporación de Daniel Carreño para la sub 20 y los dirigentes contrataron a Juan Verzeri. Hoy las selecciones juveniles están entrenando con sus cuerpos técnicos constituidos.

“No podemos y no debemos estar en contacto con los técnicos de las juveniles porque no corresponde. Ya pasamos por esa situación y hay que respetar el impasse en el que la dirigencia debe definir”, expresó el ayudante técnico de la celeste Celso Otero a El Observador.

Otero agregó que “se hicieron las cosas con tiempo, con orden y los dirigentes atendieron nuestro requerimiento de dejar andando a las selecciones juveniles. Así que el proceso sigue en marcha”.

Otero señaló que se viene un proceso de recambio en la selección mayor.

“Luego de la sub 20 ellos (los jugadores) entran en situación que deben progresar en sus clubes, lograr una titularidad y competir para que puedan demostrar en sus equipos que están aptos para el desafío de una selección mayor”. 


Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios