La zaga triple A de Nacional

Gutiérrez ensayó con una línea de cuatro que tiene tres futbolistas nuevos: Álvarez, Arismendi y Aja.

Diego Arismendi y José Aja se perfilan para conformar la zona central de la defensa de Nacional el domingo frente a River Plate por la tercera fecha del Apertura. A ellos dos se le agrega Pablo Álvarez, quien vuelve al lateral derecho por la lesión en la rodilla de Jorge Fucile. El único que se mantiene en la línea de cuatro es el lateral izquierdo Juan Manuel Díaz.

Álvaro Gutiérrez todavía no confirmó el equipo, pero el miércoles entrenó en el Parque Central a puertas cerradas y trascendió que la primera alineación fue con Gustavo Munúa; Pablo Álvarez, Diego Arismendi, Rafael García (luego José Aja), Juan Manuel Díaz; Gonzalo Porras, Santiago Romero; Leandro Barcia (luego Ignacio González), Henry Giménez; Sebastián Fernández e Iván Alonso.

Giménez ocupó la posición de Gastón Pereiro, quien entrenó con la selección sub 20. Rafa García sufrió un corte profundo en la frente el sábado contra El Tanque Sisley, que necesitó de ocho puntos de sutura y es poco probable que pueda actuar el domingo. También salió Guillermo De Los Santos, de bajo rendimiento.

Arismendi y Aja, a esta altura de la semana los centrales titulares frente a River, actuaron juntos frente a Sporting Lisboa en la Copa Teresa Herrera. Fue la única vez que lo hicieron. Cuando Arismendi llegó a Montevideo fue arrestado con prisión domiciliaria por no haber pedido autorización para viajar y se reintegró a las prácticas el viernes pasado. Aja debutó en Primera el sábado debido a la lesión de García.

Gutiérrez quedó conforme con el rendimiento de ambos, aunque fuera una zaga improvisada para ese encuentro: “Yo no le presté atención al trabajo defensivo en España porque defienden los 11, no es solamente la línea de cuatro que siempre pagan los platos rotos. Se empieza a defender desde el primer delantero. Y cuando no encontrás la pelota, como nos pasó en España es evidente que te generen tres o cuatro chances de gol y si encima te las meten se ve muy mal” expresó el entrenador a la vuelta de España. Contra Lisboa Nacional recibió dos goles: uno de penal (falta dudosa que le cobraron a Aja) y otro de tiro libre.

Diego Polenta, que llegó para cubrir ese sector, aún no está en condiciones de jugar. A su falta de estado físico le sumó al principio de esta semana un estado febril y perdió dos entrenamientos.

A los problemas en la conformación de la línea de cuatro se le agrega que Álvarez también viene de una inactividad importante por un estado febril.

El lateral no juega desde el 9 de agosto cuando fue titular contra Deportivo La Coruña, pero no fue tenido en cuenta por Gutiérrez en los últimos tres partidos del Clausura, cuando dirigió de manera interina.

La zaga es un dolor de cabeza para entrenador. El único que se mantiene es Díaz, que tampoco estaba en sus planes antes del inicio del torneo. Y el domingo Nacional enfrenta a River, que tiene delanteros demoledores.


Populares de la sección

Comentarios