“La sensación es de desazón”

El dirigente tricolor José López Rubio manifestó la tristeza que dejó el empate ante los arachanes

Los jugadores de Nacional dejaron el Ubilla y se fueron directamente al Hotel Juana de Melo sin prestar declaraciones. El presidente Eduardo Ache se excusó de hablar cuando el dolor del empate estaba fresco. La interna de los tricolores atraviesa un momento delicado.

El que sí habló en el hotel fue el dirigente José López Rubio quien dijo: “Estamos dejando puntos en el arranque del campeonato y es algo que nos tiene muy preocupados, pero tenemos que tener calma en estos momentos tan difíciles”.

“La sensación es de desazón y tristeza, teníamos expectativa de ganar tres puntos y seguir prendidos; esto recién empieza pero hay que ser realistas de que este arranque no es bueno”, afirmó.
 
“La expulsión de Abreu fue otro mazazo que nos dan, estamos muy tristes por lo que ha pasado”, concluyó.

Después, Gustavo Díaz habló en conferencia de prensa: “Los jugadores hacen todo lo que les pedimos. Los responsables somos nosotros. Seguiremos trabajando hasta obtener los resultados que queremos”, dijo y confesó que el equipo no tuvo un buen funcionamiento.

“En la Copa sin conseguir un gran funcionamiento se lograron resultados y eso permitió trabajar con normalidad. En el fútbol local, cuando no se obtienen el ambiente es más complejo”, agregó.

“En tiendas de Cerro Largo, el entrenador Danielo Núñez subrayó las bondades de su equipo: “Por momentos los superamos, fuimos durante 20 o 30 minutos profundos, creando situaciones y eso nos alienta para lo que viene”.

“Hay que seguir creciendo, buscando fortaleza en función de este resultado”, agregó.



Fuente: El Observador

Populares de la sección

Comentarios