La rema un poco más

Jhonatan Esquivel, el único remero uruguayo clasificado a Río 2016, busca auspiciantes que lo apoyen mientras cumple su sueño
El remero uruguayo Jhonatan Esquivel ya tiene en sus manos el boleto a los Juegos de Río 2016, pero, a falta de menos de 100 días para que comience la máxima competencia del deporte, busca apoyos que se sumen a su aventura olímpica.

Conseguir auspiciantes se ha convertido prácticamente en otra de las tareas a las que muchos deportistas uruguayos deben dedicarle horas. Y Esquivel, pese a que será olímpico, no es la excepción.

Por estas horas, el remero lanzó una campaña en sus redes sociales para ver si alguna empresa lo ayuda. "El 22 de mayo voy a Europa y hasta julio no vuelvo. Voy a ir a prepararme y competir en Suiza y Polonia, y luego de ahí me voy para México. Voy a volver a Uruguay unos siete días antes de salir para los Juegos", contó a Referí.

"La idea es tratar de conseguir algún esponsor, porque si bien yo me voy, hay que seguir pagando las cuentas. Por eso estoy en la búsqueda. Hasta el momento solo tengo uno que me da la ropa, Under Armour", contó.

El deportista trabaja en el Montevideo Rowing Club, institución a la que representa, donde además hace parte de su entrenamiento. "Para prepararme pedí la licencia sin goce de sueldo", contó.

Y en lo que respecta a apoyos estatales, tiene una beca del Ministerio de Defensa Nacional (MDN) por la que cobra un sueldo como marino. "Del Comité Olímpico Uruguayo (COU) no me ha llegado nada y de la Secretaría de Deporte tampoco", señaló.

Referí consultó a la Secretaria de Deporte, en la que explicaron que esa oficina no da dinero a los deportistas, sino que lo hace directamente a las federaciones por intermedio de la Fundación Deporte Uruguay (FDU), la que, según señalaron, cuenta en su mayoría con fondos de la secretaría y en parte con aportes del COU.

En tanto, en la Federación Uruguaya de Remo (FUR), llamó la atención la movida del remero, ya que, según dijeron a Referí, ellos se hacen cargo –con lo que reciben de la FDU– del costo de los viajes y la preparación de su deportista y de otorgarle un bote nuevo de primer nivel cuando llegue a Río.

Además, explicaron que la FUR le pagará el sueldo que recibía en su trabajo mientras dure su licencia. También indicaron que lo único adicional que podría recibir sería una beca del COU que tenía el remero Rodolfo Collazo y que quedó vacante, pero el trámite lleva su tiempo y que por eso, mientras tanto, la FUR le cubre su salario.

Su revancha

Esquivel logró su clasificación a Río en el preolímpico de Valparaiso, Chile, realizado a fines de marzo. El remero, de 27 años, había estado cerca de clasificar a Londres 2012 pero un cambio de barco a último momento le jugó una mala pasada. Luego de participar en el Panamericano de Toronto, puso la mira en el preolímpico trasandino. "Para ir a Chile hice la preparación en el Rowing y pude hacer mucho más agua, mucho más trabajo en el bote. En Toronto no pude rendir al 100% porque me faltaba remo. Estaba bien en pesas, pero me faltaba entrenamiento en el agua".

"Con mi entrenador Rúben Scarpatti planificamos hacer más agua. Empezamos a hacer turnos a las 7:00 en la bahía hasta las 9, cuando está más tranquilo, para remar. Y después volvíamos por la tarde, después de las 18:00, cuando vuelve a estar calmo", explicó. "Y en Chile estaba convencido de que dependía de mí mismo. Sabía que estaba bien y tenía confianza para lograr la marca", señaló.

La clasificación le dejó distintos sabores. Si bien significó una alegría personal por alcanzar su sueño, también tuvo un sentimiento amargo porque por su logro quedaron afuera Rodolfo Collazo y Mauricio López, compañeros de selección, quienes lograron marca pero debido a que solo había un cupo para el país, fue para Esquivel por su mejor performance. "Fue una sensación rara porque clasifiqué pero ellos quedaron afuera. Lo sentí más por Rodolfo, que es un amigo e iba por su cuarto Juego", dijo.
Ahora, mientras entrena, el único remero uruguayo que estará en Río busca más apoyo.

"Espero conseguir espónsores. Me da cosa tener que abrir una cuenta para que la gente done dinero. Somos tan pocos los que vamos a ir a Río que espero que pueda aparecer algún auspiciante".

Populares de la sección

Acerca del autor