La rabieta le costó tres partidos al Mono Burgos

El ayudante de campo de Atlético de Madrid fue sancionado por el cruce que tuvo con el juez en el derbi ante Real Madrid

El Comité de Competición de la Federación Española de Fútbol ha suspendido con tres partidos al argentino Germán "Mono" Burgos, segundo entrenador de Atlético de Madrid, expulsado por protestar al árbitro en el derbi de la última jornada de Liga ante Real Madrid, y ha rechazado las alegaciones del club contra la amarilla mostrada a Diego Costa.

Burgos ha sido sancionado en virtud del artículo 120 del código disciplinario federativo tras ser expulsado en el minuto 65 del partido contra Real Madrid por "protestar a voces y con los brazos en alto de forma ostensible y reiterada" una decisión del árbitro, según el acta de éste.

"Una vez expulsado persistió en sus protestas encarándose conmigo y teniendo que ser sujetado por varios integrantes del cuerpo técnico y jugadores de su club ante la actitud agresiva que mostraba hacia mi persona", añadió el árbitro Delgado Ferreiro en el acta.

El Comité de Competición también ha desestimado las alegaciones presentadas por Atlético de Madrid contra la tarjeta amarilla mostrada en el mismo partido a Diego Costa "por simular una falta", por lo que el internacional tendrá que cumplir un partido de sanción, igual que sus compañeros Arda Turan y Diego Godín.

La calentura del Mono Burgos

Fuente: EFE

Populares de la sección

Comentarios