La pretemporada se puso brava

Tras ganar la Copa Bandes, el equipo tricolor perdió este jueves los dos partidos amistosos que jugó contra Wanderers en Colonia; debutaron Henry Giménez y Rinaldo Cruzado, y Gerardo Pelusso repitió el mismo sistema táctico

El rigor de la pretemporada se sintió en los físicos de los jugadores de Nacional que perdieron dos partidos de una hora cada uno frente a Wanderers en el estadio Supicci de Colonia. El técnico tricolor, Gerardo Pelusso, dijo al final de los encuentros que no preparó un partido, sino que el fútbol realizado fue parte de un apronte  pensado exclusivamente para el debut oficial, el 28 de enero frente a Oriente Petrolero por la Copa Libertadores. Lo que dejaron las dos horas de juego fue que el entrenador repitió el sistema 4-2-3-1 con que ganó la Copa Bandes, y el debut de Henry Giménez y el peruano Rinaldo Cruzado.

Además, en el partido de primera hora el entrenador volvió a probar a Guillermo De los Santos en el lateral derecho, una opción que está preparando por si no llega un jugador para alternar en ese puesto con Pablo Álvarez.

El equipo de los primeros 60 minutos mostró el doble cinco que perfectamente puede ser el titular cuando arranque la temporada oficial, con Diego Arismendi y Rafael García. Delante de ellos jugaron Renato César, Gonzalo Ramos y Giménez. Ahí se vio la idea del entrenador, que el delantero recién llegado desde Bologna actúe por la izquierda, delante de los dos volantes de recuperación. Se notó su falta de fútbol y participó en escasas oportunidades del juego.

El primer acto dejó como punto positivo otro buen desempeño del Morro García. Participativo, con ganas, resuelto y colaborando en el juego colectivo. Fue él quien asistió a Ramos, que marcó el gol de Nacional con un toque sutil por encima del golero Martín Rodríguez.

Wanderers ganó 3-1 esos 60 minutos aprovechando yerros defensivos de los tricolores, que formaron con el juvenil Gorga, De los Santos, Benegas y Torres. En el tercer gol, marcado de cabeza por Kevin Martínez, también falló el golero Burián.

Cruzado entró para jugar el segundo tiempo. Lo hizo de doble cinco, moviéndose por izquierda, junto a Dorrego. El peruano bajó muchas veces hasta el área de su equipo, pidió la pelota, tocó de primera, pero se le notó, igual que a Giménez, la falta de ritmo.

En el otro partido fue que se observaron, tal vez, la mayoría de jugadores que serán titulares en el arranque de la Copa. La línea de cuatro se conformó con Álvarez, Curbelo, Scotti y Díaz; los tres volantes por delante del doble cinco fueron Porta, Nacho González y De Pena, y el centrodelantero fue Alonso. Tratando de imaginar el pensamiento de Pelusso, esta formación, con Munúa de golero, Arismendi y Rafa García o Cruzado, puede ser perfectamente la que empiece el torneo continental.

Si bien empezó ganando Nacional con un lindo gol de Maximiliano Calzada (formó la primera línea de volantes con Prieto), Wanderers volvió a aprovechar espacios en el fondo tricolor y Gastón Rodríguez se encargó de marcar dos goles, casi seguidos.

El trabajo físico, agravado por el calor reinante ayer de tarde, hicieron mella en los físicos de los jugadores. Para el segundo tiempo Pelusso mandó a la cancha sangre nueva (Mascia, Pereiro y otra vez Ramos) y el juego de Nacional remontó en la segunda  media hora. Se jugó en la cancha de los bohemios (que también sintieron el trajín) y a punto estuvo el albo de empatar. Lo logró mediante Ramos, pero el árbitro anuló el gol por una supuesta falta. Después Pereiro contó con dos oportunidades:  en una le erró al arco y la siguiente la atajó Cristóforo.

Después de la primera participación en la Copa Bandes y antes de afrontar la próxima semana la Copa Antel, los jugadores de Nacional abordaron los partidos contra Wanderers en medio de la preparación para los próximos cuatro meses de competencia. Físicos cansinos y mentes nubladas, situaciones propias del momento de la preparación en que se encuentran.

No se pueden hacer evaluaciones profundas, ni siquiera de los nuevos.

El único de los recién llegados que mostró su valía fue Curbelo (lo hizo en el partido contra Sporting Cristal), pero está en un punto superior de la pretemporada con respecto a Cruzado y Giménez.

Estos hicieron sus primeros minutos de fútbol y tendrán otra exigencia el lunes, cuando seguramente ingresen en el segundo clásico del año.


Fuente: Juan José Díaz, enviado a Colonia

Populares de la sección

Comentarios