La muerte de Fioritto y una nueva herida para el deporte

Jugadores y dirigentes se expresaron sobre la muerte del hincha de Peñarol

La muerte de Hernán Fioritto, parcial de Peñarol que fue baleado el 28 de setiembre en Santa Lucía y que derivó en la suspensión de la undécima fecha del Campeonato Uruguayo Especial dejó varias cosas para reflexionar y pensar en lo que será el futuro del fútbol de este país.

El presidente de Peñarol, Juan Pedro Damiani, habló con su par de Nacional, José Luis Rodríguez sobre este hecho y luego habló en radio Montecarlo.

“Que le den el campeonato a los que vienen primeros y lo terminen. No están dadas las condiciones para seguir”, indicó el titular carbonero.

También se refirió a que “lo más importante y lo más desgraciado fue la muerte de Hernán, que no tiene nada que ver con la violencia en el fútbol. Conocí a la familia, los hermanos, su mamá y su papá. Es gente de trabajo, y eso es irreparable. No están dadas las condiciones para jugar al fútbol en este marco de locura que hay de un lado y de otro en el fútbol en general y en la sociedad”. El club se hizo cargo de todos los gastos del sepelio de Fioritto, fallecido el viernes pasado.

Vázquez respondió

“Hay que enfrentar con valor el hecho de continuar el campeonato. Sería una mala señal suspender la actividad deportiva porque algunos delincuentes cometen actos delictivos”, dijo ayer en Punto Penal el subsecretario del interior Jorge Vázquez.

“Hace tiempo que decimos que si evitamos que los violentos entren a los escenarios deportivos estas cosas no van a suceder. Sin embargo, tuvimos dificultades para implementarlo, no por parte del Ministerio sino de la AUF y de los equipos, sobre todo aquellos que tienen más cantidad de hinchadas”.

Vázquez anunció que el Ministerio del Interior reforzará con policías los cacheos que actualmente hace la guardia privada en el ingreso a los estadios, sobre todo en los partidos de Peñarol.

“Sería muy triste un clásico sin gente”

Por su parte, José Luis Rodríguez indicó en Sport 890 que Nacional estuvo “absolutamente de acuerdo con la suspensión de la etapa. No se podía jugar de ninguna manera. En estos días, si hay algo de lo que no tenemos que hablar es de fútbol, de campeonato, de etapas, de fechas, de clásicos, porque ninguno de nosotros está con disposición para poder plantearnos siquiera algo de eso. Después, la semana que viene conversaremos de ese tema, qué es lo mejor”.

Sobre la posibilidad de jugar el clásico sin gente señaló: “Tendremos que sentarnos con el Ministerio del Interior y saber qué es lo que puede garantizarnos y de ahí se tomarán las decisiones. Pero lo primero no es la recaudación, ni el dinero... Sinceramente, sería muy triste un clásico sin público, pero comparado con la tristeza que sentimos hoy, creo que no tiene parangón”.

Señaló que no llama “hinchas de Nacional” a los que fueron a Santa Lucía porque “son delincuentes, fueron con el afán de delinquir. Felicito a la policía por haberlos atrapado y a la justicia que los procesó, pero también decimos que esperamos que con la misma celeridad se actúe en los demás casos, pero no solamente en Nacional, sino en todo”.

“Debemos seguir un liderazgo”

Otro de los que también habló fue el vicepresidente de Peñarol, Walter Pereyra.

“Son horas muy difíciles para la sociedad uruguaya y el fútbol uruguayo en particular, para todos los que nos toca estar en este deporte, en esta actividad y es un momento que requiere mucha reflexión, mucha receptividad y donde sé que es respetable cada una de las posturas donde algunos sienten que es el momento de guardar silencio y reflexionar”, explicó Pereyra.

En declaraciones a Sport 890, Pereyra sostuvo que “la sociedad ha cambiado muchísimo, lo que ocurre en la sociedad se transmite a los distintos estamentos y a los campos deportivos y eso nos obliga a todos, fundamentalmente a quienes somos actores en esto, a entender las situaciones. Es un momento para tener muchísima humildad y poner lo mejor de nosotros para entender, escuchar y saber cuáles son los mejores formatos para mejorar la convivencia”.

El vicepresidente carbonero –mano derecha de Damiani en todas las decisiones y quien normalmente acuerda todos los contratos de los futbolistas y entrenadores– también fue consultado acerca de las palabras del titular mirasol con respecto a que se debería suspender el Campeonato Uruguayo Especial.

“Lo primero que hay que hacer es tener la tranquilidad suficiente como para entender que las cosas han cambiado y que requieren un análisis especial y un profesionalismo en todo. No da para frases hechas ni para sentir que el rectángulo de uno se reduce a uno y los demás son los demás. Es un momento para armonizar las voluntades de todos. Encontrar el nuevo formato, adaptarlo, que alguien tome la antorcha en esto, seguirlo, poner todo nuestro espíritu y esfuerzo para que las cosas se encaminen hacia eso”, comenzó diciendo Pereyra.

Luego agregó: “El campeonato se está jugando, estamos preocupados porque se han suscitado temas de violencia con finales totalmente infelices, pero es un momento para que todos con mucha grandeza y mucha humildad nos escuchemos y reaprendamos esto con un sentido profesional y de alta responsabilidad”.

Acerca de este momento especial de reflexión y el que se vive más precisamente en el fútbol, Pereyra dijo que los dirigentes tienen “que tratar de mitigar todo aquello que pueda ser explosivo en declaraciones. Centrarse en lo deportivo y preocuparse menos en aspectos que lo dilucidarán otros que son temas a veces irritativos de quién es más antiguo o menos antiguo, de quién tiene más tiempo o menos tiempo, de quién tiene más copas o menos copas. En ese sentido, los dirigentes podemos contribuir”.

El dirigente carbonero agregó a su vez que “momentos tan difíciles como estos que reflejan lo que es una situación social mucho más compleja en todos los órdenes y es un fenómeno generalizado a nivel mundial. Es el momento de trabajar, seguir un liderazgo, que haya una pauta, que ese criterio lo adoptemos todos y que actuemos consistentemente hacia esas nuevas pautas y poner todos el esfuerzo para que esto se encamine. Creo que se está haciendo, hay un esfuerzo de intercambio de distintos actores para que se encuentre la mejor solución posible. Veo toda gente de buena fe trabajando. Soy optimista de que va a haber soluciones a estos temas”.


Populares de la sección

Comentarios