La locomotora del gol

Luis Suárez quedó como máximo artillero de la historia; por su edad, no tiene límites

Luis Suárez parece no tener límites ni barreras que detengan su hambre de gol. Es una máquina que avanza sin medir consecuencias. Arrancó como un viento y se transformó en un huracán. Poco importa el rival. Ahí está el salteño para ejecutar.

Luis fue gol siempre. Bajo la lluvia contra Corea en el Mundial 2010; en la hora ante Holanda, para salvar el honor del Estadio; para llevar a Uruguay a la final y a la conquista de la Copa América de 2011; los cuatro para el récord de las Eliminatorias ante Chile en Montevideo; en Rusia, en La Paz, en Polonia, a Francia, al campeón del mundo España y hasta a la amateur Tahití.

Luis es gol siempre.

Los dos tantos marcados ante los tahitianos le permitieron quedar como el máximo artillero de la historia de la selección uruguaya. Y la gran pregunta es saber: ¿Cuál será el límite de esta máquina infernal que arrasa con todo aquello que se cruce por su camino?

Tiene 26 años. El camino por recorrer aún es largo. Y cada año que pasa se perfecciona su sentido para el gol. De aprender a definir pasó a saber acomodar el cuerpo y de acomodar el cuerpo pasó a saber chocar a los defensas para tirarlos como hacía Ronaldo en su etapa de esplendor.

Luis elevó su cuenta personal a 35 goles con la celeste dejando por el camino a Diego Forlán, con 34.

Esta historia parece haber quedada reducida a un mano a mano, con la ventaja de que la edad corre a favor de Suárez.

¿Y Cavani? Es el principal goleador del Calcio italiano pero en la selección no pudo hacer valer su condición de artillero como lo hace en su equipo Napoli.

Cavani lleva marcados 14 goles. En la Copa Confederaciones aún no anotó y su último tanto fue ante Venezuela, por las Eliminatorias, en Puerto Ordaz.

Los cuatro de Abel

Asimismo, los cuatro goles que marcó Abel Hernández, lo metieron en la historia de la celeste.

Pasó a ser el cuarto futbolista en la historia que marca cuatro goles en un partido y quedó a uno de igualar una marca que data de 1926 (ver cuadro).

“Estoy muy feliz por los goles, por la victoria de Uruguay y porque avanzamos a semifinales”, afirmó el juvenil delantero tras recibir el premio al mejor jugador del partido que entrega la FIFA.

“Sabemos que Brasil es un gran equipo pero la selección uruguaya tiene figuras importantes, un gran entrenador y mucha confianza. Somos un grupo unido y con muchas ganas de seguir ganando”, aseguró.

Para el jugador de Palermo, el partido frente a Brasil “será duro”, pero no solo para Uruguay.

Goleadas históricas

Otro hecho que dejó el triunfo sobre Tahití fue que con el 8-0 que Uruguay propinó a Tahiti, por la Copa Confederaciones, el equipo de Tabárez quedó a un gol de la que fue la máxima goleada de la selección uruguaya en su historia.

La marca ante los tahitianos fue la segunda mayor goleada en la historia de la celeste y quedó únicamente a un gol del 9-0 propinado a Bolivia en la ciudad de Lima, el 9 de noviembre de 1927 por la Copa América de dicho año. En aquella ocasión, “Perucho” Petrone y Roberto “Chueco” Figueroa marcaron tres goles cada uno y la goleada la completaron Juan Pedro Arremón, “Manco” Castro y Héctor Scarone.

El 8-0 ante los tahitianos igualó la goleada por el mismo marcador que Uruguay le propinó, también a Bolivia, en el estreno celeste en la Copa del Mundo de 1950. En aquella ocasión, el 2 de julio de 1950 y en Belo Horizonte los goles celestes llegaron por cuenta de Óscar Míguez, por tres, Juan Alberto Schiaffino por dos y uno cada uno de Ernesto “Patrullero” Vidal, Julio Pérez y Alcídes Ghiggia.

Curiosamente todas esas goleadas se registraron fuera del legendario Centenario de Montevideo. En dicho escenario la máxima goleada celeste fue el 7-0 a Ecuador, por la Copa América (por aquellos tiempos se denominaba Sudamericano) de 1942, el 18 de enero. Los goles fueron de Severino Varela, por tres, Porta por dos, Schubert Gambetta y Zapirain.

Uruguay vs Tahiti

Populares de la sección

Comentarios