La agenda complica a los Celestes

La diferencia de fechas en la llegada de los futbolistas tiene en jaque al cuerpo técnico para un torneo complejo por distancias y rivales
Uruguay completó su segundo entrenamiento con la mira puesta en la Copa América Centenario con la llegada de ocho futbolistas pero con uno en sanidad.

En el Complejo Uruguay Celeste trabajaron los que se habían presentado el lunes: Matías Corujo, Diego Rolan, Christian Stuani, Gastón Ramírez, Álvaro González y Egidio Arévalo Ríos, mientras que se sumaron Matías Vecino y Sebastián Coates.

El volante de Fiorentina se limitó a hacer un trabajo regenerativo, ya que tuvo un vuelo largo y llega luego de anotar dos goles a Lazio el fin de semana, mientras que Coates tuvo una reunión aparte con Óscar Washington Tabárez y el jefe de la sanidad Alberto Pan por su lesión.

Los trabajos comenzaron con una sesión de Yo-Yo test de resistencia para luego dar paso al fútbol tenis y realizar un leve movimiento físico.

Si hay algo que preocupa al cuerpo técnico –que tendrá 14 días de entrenamientos antes de viajar– es que el arribo del resto de los jugadores será escalonado y en diferentes fechas.

Es más, ayer se manejó la posibilidad de que Diego Godín, José María Giménez y Abel Hernández se sumen directo al grupo en Estados Unidos, ya que tienen actividad hasta el 28 de mayo y la selección viajará el primer día de junio rumbo a Phoenix.

La dupla de zagueros jugará la final de la Liga de Campeones ante Real Madrid, mientras que el delantero de Hull City jugará el mismo día en Wembley por la final de la Championship inglesa ante Sheffield Wednesday.

La intención de Tabárez es conversar con los futbolistas. Hay intención de que viajen hacia Uruguay el 29 para partir tres días después rumbo a Estados Unidos todos juntos, aunque se evaluarán los estados sanitarios, ya que los viajes serán extenuantes antes de la alta competencia.

¿Qué pasa con el resto?

Los arqueros Martín Silva y Fernando Muslera tienen actividad por el Brasilerao B y la SuperLiga turca, por lo que aún no tienen fecha de llegada, mientras que Martín Campaña podrá sumarse el lunes 23, ya que cierra el fin de semana la actividad del fútbol argentino con Independiente, al igual que Cristian Rodríguez.

También el lunes se sumarán Jorge Fucile y Mauricio Victorino, quienes serán titulares mañana ante Boca por los cuartos de final de la Copa Libertadores y ante Danubio por el Clausura.

Para cerrar la línea final, Maximiliano Pereira se sumaría el miércoles 25, ya que el 22 jugará la final de la Copa de Portugal ante Braga, y Álvaro Pereira tenía vuelo confirmado para hoy.

Los volantes que faltan son Nicolás Lodeiro y Carlos Sánchez, que tampoco tienen fecha confirmada de retorno.

Los otros dos casos a estudio son los delanteros estrella. Edinson Cavani jugará la final de la Copa de Francia ante Marsella el sábado 21 de mayo y se espera que emprenda el regreso hacia Uruguay un día después.

Si el cuerpo técnico decide darle un par de días de descanso por el vuelo y el fin de temporada, el salteño podría sumarse a los trabajos el 24 o 25 de mayo, una semana antes del viaje.

El otro caso es el de Luis Suárez, que jugará el domingo 22 de mayo la final de la Copa del Rey ante Sevilla. Si viaja el 23 y tiene un par de días de descanso, como suele darle el cuerpo técnico, también se sumaría el 25.

Uruguay, como dijo Tabárez el lunes en conferencia, tendrá muy pocos días de preparación grupal para un torneo que presenta complejidades tanto por los rivales como por las distancias.

La receta será apelar a la memoria de un equipo que se conoce hace mucho rato.

Acerca del autor

Comentarios