La 10, su camiseta

Diego Forlán contó los motivos que lo llevaron a imponer su apellido en la camiseta de los talentosos; todo nació de casualidad. Esta y otros hechos curisos

Diego Forlán jamás había jugado con la 10. Como la referida camiseta está asociada a los jugadores talentosos, Diego nunca se animó a utilizarla. En sus primeros tiempos se lo identificó con la 21, pretendió utilizar la 7, pero terminó con el número impensado de casualidad.

El propio Forlán contó a El Observador luego de la Copa América de 2011: “El tema fue que cuando empezaron las eliminatorias y no dejaron jugar con los números altos. Entonces me dijo el Mingu (utilero de la selección) que la 21 no se podía usar, solo hasta la 18 y dije uh, ahora tengo un problema, ¿qué hacemos? Estaba la nueve pero a mi no es un número que me guste. Estaba la 7 pero la usaba el Cebolla y quedaba libre el 10, y bueno dámela, nunca pensé que me iba a poner la 10 porque como que uno la respetaba mucho más a la 10. La 21 fue porque la usaba en Manchester y cuando vine a la selección la pedí. Pero ahora no cambio la 10 por nada del mundo, llevo cinco años y no la cambio”.

No era para menos. En Sudáfrica 2010 impuso su número. Y las camisetas número 10 con su apellido en la espalda comenzaron a recorrer las calles de Uruguay. Pasó a ser el regalo predilecto de los niños.


Los zapatos

La moda de los zapatos de los jugadores de fútbol se impuso. Y tunear las herramientas que los futbolistas llevan a la cancha se impuso en el mundo.

Pero Diego Forlán siempre se mantuvo al margen de toda esa locura y sus zapatos fueron discretamente decorados.

El exjugador de la selección contó a El Observador que: “Me viste Adidas y tengo la inscripción Diego Forlán 7, que son los que uso en el país donde juego y los Diego Forlan 10 que los uso en la selección. Tienen el número, la firma, y la bandera de Uruguay”, reveló el delantero.


Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios