Juveniles, cuando campeonar era costumbre

Uruguay ganó siete sudamericanos juveniles en 10 ediciones entre 1954 y 1981, pero desde entonces su abstinencia de títulos fue total; una mochila que cada vez pesa más

Todo tiempo pasado fue mejor. Esa premisa se cumple, al menos para las formaciones juveniles de Uruguay. De cara a la 26ª edición del Campeonato Sudamericano Sub 20, la abstinencia de Uruguay en materia de títulos pasó ya las tres décadas. Fue como si hubiera habido un embrujo, tras la edición de 1981, la última en la que Uruguay logró un título en la categoría. Desde 1983 hasta 2011 se disputaron 15 torneos y Uruguay nunca subió al escalón más alto del podio. Brasil se hizo de una decena de títulos, contra tres de Argentina y dos de Colombia.

Si realizamos el análisis previo a 1981, la historia fue celeste: en 10 torneos sudamericanos disputados entre 1954 y 1981, Uruguay ganó siete (incluido el extraordinario de 1975 en Perú), al tiempo que los tres restantes se los repartieron Argentina, Paraguay y Brasil.

En resumen, Uruguay participó en 24 de las 25 ediciones de los campeonatos sudamericanos sub 20, solo faltó a la edición de 1995, celebrada en Bolivia, debido a una sanción de la FIFA tras la Copa del Mundo celebrada en Australia en 1993. En 24 ediciones Uruguay logró siete títulos, cinco sub campeonatos, cuatro terceros puestos y tres veces terminó cuarto. Tan sólo en tres oportunidades: 1967, 1988 y 2001, no pasó de la primera ronda. En 1967 los celestes acabaron cuartos en su serie tras Brasil, Perú y Chile. En 1988 Uruguay finalizó cuarto en su serie tras Colombia, Brasil y Ecuador, única edición de la que se despidió sin victorias. En 2001, solamente ganó un partido de cuatro disputados en la serie (2-1 ante Chile), por lo que concluyó penúltimo en su grupo.

Los siete títulos que logró Uruguay: 1954, 1958, 1964, 1975, 1977, 1979 y 1981, lo ubican segundo en el historial tras Brasil que resultó campeón en once ediciones. Los siete títulos restantes se los reparten Argentina con cuatro, Colombia con dos y Paraguay con uno.

El último éxito

Desde la instauración de los sudamericanos en 1954, Uruguay fue campeón en las tres primeras ediciones y repitió en forma consecutiva en 1975 (extraordinario), 1977, 1979 y 1981. La de 1981 fue la última consagración. En dicha edición Uruguay fue dirigido por Aníbal Gutiérrez Ponce y el plantel lo integraron: Jorge Ananía, Gustavo Ancheta, Adolfo Barán, José Batista, Carlos Berrueta, César Calero, Jorge Da Silva, Enzo Francescoli, Nelson Gutiérrez, Carlos Linaris, Javier López Báez, Carlos Melián, Alexis Noble, Santiago Ostolaza, Pedro Pedrucci, Carlos Vázquez, Jorge Villazán y Javier Zeoli. Uruguay inició la serie con empate a un gol ante Bolivia y luego venció sucesivamente a Ecuador 2 a 1, Colombia 4 a 1 y cayó 2 a 1 ante Paraguay. En la rueda final Uruguay venció 2 - 1 a Brasil y Bolivia y cerró su performance con un contundente 5 a 1 ante Argentina.

El declive

Tras el éxito de 1981, en enero próximo se cumplirán 33 años, Uruguay no volvió a campeonar. En 1983 fue tercero y logró el pasaje al mundial de México. Luego llegaron dos cuartos puestos en 1985 y 1987 y la eliminación en la fase inicial en 1988, celebrado en Argentina; en esas tres ocasiones no se logró clasificar para los mundiales que sucesivamente se celebraron en Unión Soviética, Chile y Arabia Saudita.

La década del 90 comenzó con el tercer puesto en Venezuela en 1991 bajo la conducción de Juan José Duarte y el sub campeonato en 1992 en Colombia, dirigido por Ángel Castelnoble y en ambos casos clasifación a los mundiales de Portugal y Australia. En 1995 Uruguay estuvo ausente por la sanción de la FIFA y en 1997, en las ciudades chilenas de Coquimbo y La Serena, acabó en cuarta colocación la que valió el pasaje al mundial de Malasia donde fue sub campeón, en su mejor actuación, bajo la conducción técnica de Víctor Púa. En el sudamericano de 1999, Uruguay fue sub campeón tras el anfitrión Argentina y la clasificación a la Copa del Mundo de Nigeria, en la que fue cuarto.

El siglo XXI comenzó con la marginación en la fase inicial en la edición de Ecuador en 2001 y el trago amargo de 2003 cuando, como anfitrión y dirigido por Jorge “Polilla” Da Silva, Uruguay no estuvo siquiera entre los cuatro mejores. Tras una mala actuación en 2005, las últimas tres ediciones de juvenil devolvieron a Uruguay al podio: tercero en 2007 y 2009 y sub campeón en la última edición, la de 2011 en suelo peruano. Este último sub campeonato tuvo un sabor muy especial, pese a no lograr el título, la formación de Uruguay, dirigida por Juan Verzeri, consiguió la clasificación a los Juegos Olímpicos, a los que Uruguay no accedía desde el lejano 1928.

A pocos días del inicio de una nueva edición es tiempo de cambiar la tendencia. Entre San Juan y Mendoza está la posibilidad para los dirigidos por Juan Verzeri.


Fuente: Gustavo Martín

Populares de la sección

Comentarios