Jamaica repite su increíble historia en los Juegos Olímpicos de Invierno

Luego de juntar el dinero con sacrificio, los deportistas pudieron viajar a Sochi, pero parte del equipaje se quedó por el camino

En 1988 se hicieron famosos en todo el mundo por su esfuerzo: un equipo de Jamaica se presentaba por primera vez en la historia para participar de los Juegos Olímpicos de Invierno, en la modalidad de bobsleigh. Amateurs y sin la más mínima experiencia –conocieron el deporte unos pocos meses antes- dieronla nota en los juegos con su colorido y esfuerzo, y hasta inspiraron a una película de Disney: Cool Runnings, o, en español, Jamaica bajo cero.

Ahora, 12 años después de su última participación –la última fue en 2002- el equipo de Jamaica vuelve a competir en la cita olímpica. Otra vez un esfuerzo gigante para juntar fondos -150 mil en rifas y demás colaboraciones-, y contratiempos de última hora.

Es que luego de un gran esfuerzo para viajar a participar de los Juegos Olímpicos de invierno, la llegada del equipo de bobsleigh jamaiquino a Sochi siguió con problemas: perdieron las valijas y no tienen el equipamiento para entrenar.

Los deportistas clasificaron a finales de enero, pero el conductor Winson Watt enseguida puso en duda la posibilidad de viajar, ya que no contaban con el dinero necesario. Tras varias campañas publicitarias realizadas a través de las redes, organizadas por sus seguidores, lograron conseguir financiación para capacitarse, obtener los equipos, y así participar de las olimpíadas de Sochi.

Al llegar, sin embargo, el problema fue otro: el equipaje no aparece. Según recoge Buzzfeed, Watt señaló que dentro de las cosas que faltan, se encuentran los zapatos, y las chuchillas, lo que hizo que no pudieran entrenar este miércoles. A pesar de lo "muy frustrante" que puede resultar la situación, Watt se muestra optimista:"Un montón de jóvenes quisieron ayudarnos, y podemos competir con patines prestados", sostuvo el conductor.

Para el equipo, la historia es bastante familiar. Algo similar ocurrió en los juegos de invierno de 1988, cuando el equipo, que participaba por primera vez en el evento deportivo, debió pedir prestado a competidores de otros países partes del trineo para poder participar. La odisea de esos deportistas inspiró a la película de 1993 "Cool Runnungs", cuya historia se basa en el equipo.

Para Watt, la película es "muy inspiradora".


Populares de la sección

Comentarios