Islandia no sorprende, trabaja

Mejora de las infraestructuras, una generación dorada, un espíritu de equipo sin fisuras y mucho rigor táctico son las claves


Mejora de las infraestructuras, una generación dorada, un espíritu de equipo sin fisuras y mucho rigor táctico son los elementos que han posibilitado la histórica clasificación de Islandia para los octavos de final de la Eurocopa, un éxito no tan sorprendente viendo la evolución del fútbol en la isla en los últimos años.

Sólo hace falta ver y escuchar en versión original el segundo gol islandés contra Austria (el video circula por la red) para entender lo que representa esta clasificación para el país más pequeño que jamás había disputado una Eurocopa.

"Creo que es el momento más grande de la historia deportiva del país", resumió tras el encuentro contra los austriacos el veterano Eidur Smári Gudjohnsen, exjugador del Chelsea y Barcelona entre otros, recordando que hasta el momento Islandia solo tenía un equipo "de nivel mundial" y era en balonmano (plata olímpica en 2008).

¿Cómo se explica este éxito? La isla apenas tiene 330.000 habitantes, es decir, 160 veces menos población que Inglaterra, contra la que se enfrentará el lunes en Niza (19h00 GMT) por un puesto en los cuartos.

La federación islandesa (KSI) cuenta con 20.000 federados (un tercio son mujeres), cifra casi ridícula comparada con los dos millones que hay en la anfitriona Francia.

Pero tras dos empates (Portugal y Hungría) y la victoria contra Austria, Islandia logró el pase a octavos, contradiciendo las palabras de Cristiano Ronaldo, que tras el primer partido aseguró que los nórdicos, demasiado defensivos para el astro, "tienen una mentalidad pequeña y así no llegarán muy lejos".

"Todo el mundo ha visto nuestros partidos, valores como el trabajo y la disciplina pasan delante de todo en este equipo, junto con este espíritu colectivo para querer siempre luchar, combatir", explicó el coseleccionador Heimir Hallgrimsson.

Sin una verdadera estrella, la clave está en el trabajo en equipo, en defender y atacar como un solo bloque. "Tenían 10 jugadores en el área, un verdadero muro islandés, por lo que es muy difícil", lamentó el seleccionador austriaco Marcel Koller.

Por sus características técnicas, no pueden acumular mucha posesión de balón, por lo que prefieren replegarse atrás y rematar a sus rivales con contras mortales.

Experiencia en el extranjero

Islandia no cuenta con jugadores de talla mundial, pero puede presumir de tener actualmente a su "generación dorada", tal como la ha definido el presidente de la KSI Geir Thorsteinsson. "La mayoría juega junta desde las selecciones juveniles y buena parte de ellos se marcharon al extranjero para formarse cuando eran jóvenes", explicó.

Así, el 10 de la selección, Gylfi Sigurdsson, juega en la Premier League, en el Swansea; el capitán Aron Gunnarrson lo hace en el Cardiff, de la segunda inglesa; el mediocentro Bjirnir Bjarnason disputa el campeonato suizo con el Basilea; otros juegan en Alemania o Francia... sin contar con Gudjohnsen, que ha sus 37 años ha pasado por muchos equipos en el continente, incluido el Barcelona.

"Nos hemos aprovechado de la experiencia de nuestros mejores jugadores que juegan en el extranjero, vienen con mucha experiencia y conocimientos que nos permite sacar lo mejor que se hace por ahí", explicaba Geir Thorsteinsson antes del torneo.

"Nuestro fútbol ha cambiado, nuestros jugadores son más técnicos que antes. Cuando yo era joven, sólo podíamos jugar en verano por las condiciones meteorológicas, cuando ahora tenemos buenas infraestructuras para trabajar", añadió.

La KSI ha invertido en la construcción de campos de fútbol cubiertos en los que los niños pueden entrenarse incluso en los largos meses de duro invierno.

Otro de los artífices de la metamorfósis es el sueco Lars Lägerback, que cogió en 2011 a una selección clasificada en el puesto 108 del ránking FIFA y que la ha llevado al 34... antes de empezar la Eurocopa.

Lägerback ya anunció que dejará la selección al término del torneo, pero lo hará en manos de Heimir Hallgrimsson, que está formando tándem con el sueco durante la Eurocopa.

Como legado, además, dejará un equipo aún joven, disciplinado y cada vez con más experiencia. Por ello no sería extraño ver a Islandia en el próximo Mundial. Se quedaron fuera de Brasil, pero en el repechaje.


Fuente: AFP

Populares de la sección