Irlanda tuvo un debut cómodo ante Canadá

Irlanda debutó en el Mundial de rugby con una paliza a Canadá por 50-7 (29-0 al descanso), con siete tries a favor del XV del Trébol, que dio toda una lección de juego ofensivo ante un rival inferior, este sábado en Cardiff, en partido del grupo D.

Irlanda debutó en el Mundial de rugby con una paliza a Canadá por 50-7 (29-0 al descanso), con siete tries a favor del XV del Trébol, que dio toda una lección de juego ofensivo ante un rival inferior, este sábado en Cardiff, en partido del grupo D.

Los irlandeses, una de las potencias de este deporte en el hemisferio norte, superaron a Canadá en todas las facetas de juego después de un primer cuarto de hora en el primer tiempo de tanteo.

Los europeos decidieron el partido aprovechando la salida del campo del capitán canadiense, Jamie Cudmore, sancionado con una tarjeta amarilla (lo que supone una exclusión de 10 minutos), por una falta en un ruck.

En superioridad, Sean O'Brien, Iain Henderson y Jonathan Sexton lograron los tres primeros tries, todos convertidos por el propio Sexton.

David Kearney, con un cuarto try, sentenció para los irlandeses antes del descanso de un encuentro que se disputó en el Millenium Stadium de Cardiff.

Tras la pausa, Sean Cronin siguió aumentando la diferencia a favor de los irlandeses con un quinto try antes de que DTH Van Der Merwe lograse el ensayo del honor para los norteamericanos.

Rob Kearney, por segunda vez, y Jared Payne cerraron el marcador con otros dos tries en el último cuarto de hora del primer partido del grupo D del Mundial de Rugby, que se completará con el encuentro que disputarán este sábado Francia e Italia, las otras dos selecciones que lucharán con los irlandeses por dos puestos en los cuartos de final.