Hicieron historia al todo o nada

Los Cuestas ganaron plata y bronce, logro histórico para Uruguay, que además fue oro por equipos

El atletismo uruguayo volvió a hacer historia. Martín Cuestas, Nicolás Cuestas y Gaspar Geymonat lograron el oro Sudamericano de Medio Maratón para Uruguay en la carrera disputada el sábado en el marco de la Corré Montevideo.

El equipo uruguayo logró por primera vez el oro por equipos masculinos, y además se dio el lujo de meter a los hermanos Cuestas en el podio: Martín con la medalla de plata y Nicolás con la de bronce, lo que también fue un hito para el atletismo celeste, que nunca había tenido a uno de sus deportistas en un top tres sudamericano de esa distancia.

Los mellizos olímpicos en el maratón de Río 2016 sumaron así otro gran logro a su palmarés.

La localía influyó y animó a los hermanos a ir por todo cuando quedaban los últimos 5 kilómetros de la prueba que se disputó en la rambla, con largada y llegada en la zona de Kibón.

"Fue una gran sorpresa para nosotros y para muchos ya que no teníamos en mente nada de esto", contó Martín a Referí, quien explicó que por estas semanas su planificación tiene marcada entrenamientos de pista y que aceptaron el desafío luego de que otros atletas celeste no pudieron correr el Sudamericano.

"Vino como de rebote porque había gente que no estaba en condiciones para competir de la élite y nosotros accedimos, pero prácticamente sin presión, como algo secundario. Y por suerte salió bien", comentó el atleta, quien confesó que el objetivo era no salir terceros por equipos porque solo habían tres en carrera.

El medio maratón tuvo distintos momentos para los Cuestas. A los 5 km, Martín sintió el cambio de ritmo, pero luego ambos se repusieron y aguantaron el paso.

"Fue una carrera con mucho nivel y muy complicada por el clima. Fue muy duro correr en ese pelotón ya que había siete u ocho atletas hasta el kilómetro 15 y ninguno cedía, por lo que decidimos salir a morir para tratar de colgar a los demás", explicó Nicolás a Referí.

Fue al llegar al cartel de los 16 km que decidieron a ir por todo o nada. "Ahí solo éramos cuatro atletas y decidimos hacer el último cambio y tratar de descolgar a los que quedaban. Solo el brasileño pudo seguir el ritmo y en el 20 cambió, yéndose unos metros y no pudimos agarrarlo", señaló quien se quedó con el bronce.

"En el 16, a la altura del Teatro de Verano, tuvimos un diálogo y nos dijimos 'vamos a morir acá, vamos a buscar la carrera que lo que vinimos a buscar ya lo tenemos asegurado y prácticamente nada va a cambiar'", contó Martín.

Ambos destacaron el aliento del público local y de los 3.000 corredores que disputaron la Corré Montevideo, que cuando se cruzaron con los representantes celestes le dieron su apoyo con gritos y palabras de ánimo.

"Se sintió mucho la localía y eso nos jugó a favor durante toda la carrera", dijo Nicolás.

En tanto, Martín señaló: "Cuando volvíamos en la camioneta, los rivales nos decían que escucharon mucho el 'vamos Uruguay' y 'vamos los Cuestas'. Prácticamente era un túnel de grito en la rambla donde se podía sentir el aliento y el calor de la gente".

Así fue la carrera inolvidable de los mellizos, que escoltaron al brasileño Damiao Ancelmo De Souza, quien se impuso en la clasificación individual con un tiempo de 1.05.53.

Uruguay también tuvo podio en damas, donde por equipos Camila Bagnasco, Natalie Bengoa y Laura Bazallo fueron bronce, detrás de Perú y Argentina.