Heridos por la Champions

El ecuatoriano Eduardo Valencia, de Manchester United, y el eslovaco Tomas Hubocan, de Zenith, recibieron fuertes golpes este miércoles

Los partidos de vuelta por los octavos de final de la Liga de Campeones de Europa  dejaron dos imágenes impresionantes a causa de los golpes recibidos por el ecuatoriano Eduardo Valencia, de Manchester United, y el eslovaco Tomas Hubocan, de Zenith, en sus respectivos partidos.

Valencia recibió un impacto en uno de sus ojos, lo que hizo que el parpado se le hinchara, quedando como un boxeador luego de recibir una trompada en esa zona. El volante jugó algunos minutos en ese estado y fue sustituido a los 77 minutos.

Manchester United le ganó 3-0 a Olimpiakos de Grecia, dio vuelta la serie 3-2, y avanzaron a cuartos. Tras el partido, el ecuatoriano subió una foto a su Twitter en la que mostraba cómo había quedado y escribió: “Esto no es nada para la alegría que me ha dado Manchester”.

Sangre en la cancha

Otro que dio el susto fue el eslovaco Tomás Hubocan, de Zenith, quien recibió un rodillazo del delantero de Borussia Dortmund, Robert Lewandowski, tras una falta leve del atacante.

El jugador del equipo ruso cayó al piso e inmediatamente comenzó a sangrar de forma intensa, lo que hizo que los médicos ingresarán y lo atendieran rápidamente, para luego sacarlo definitivamente del campo de juego. Para peor, su equipo quedó eliminado: ayer ganó 2-1 de visitante pero de locales habían caído 4-2.


Populares de la sección

Comentarios