Herencia bien recibida

La dupla González/Rodríguez fueron a buscar su categoría y se quedaron con la general
por Mario Rosa
twitter.com/mrosasosa

El equipo conformado por Fernando Gonzalez/Pablo Rodríguez a bordo de un Mitsubishi Evo 8 de la categoría RC2NN obtuvo la victoria en el Rally de Melo, segunda fecha del Campeonato Nacional de Rally.

Para el equipo es la primera victoria en una clasificación general de un rally y del mismo modo, en esta nueva categoría. Por cierto, ello ya de por sí constituye un motivo de enorme alegría para la tripulación pandense.

Tal vez su mayor virtud fue mantenerse en carrera pese a la rudeza del camino en una competencia que además, sacó a relucir las dificultades que atraviesa el Rally Nacional con pocos equipos en carrera.

Todo ello motivó una competencia que se fue deshilachando kilómetro a kilómetro. A los pocos que iniciaron la competencia -24 tripulaciones- se fueron sucediendo los abandonos que hicieron eclosión en la jornada decisiva del domingo cuando los sucesivos líderes fueron abandonando.

Ya era una sorpresa ver a Guillermo y Federico Arrieta (Evo 9) cerrar la primera jornada del sábado como líderes de la clasificación general y de la categoría más potente, la RC2N. Pero el domingo abandonaron a poco del comienzo. Lo mismo le sucedía a Gabriel Beltrán/Andrés Fripp (Evo 10) quienes volcaban a poco de comenzar el domingo siguiendo el camino que el sábado y por igual razón, había dejado fuera de combate a Rodrigo Zeballos/Sebastián Dotta (Evo 10) quienes también fueron líderes.

De hecho, la categoría RC2N pudo cerrar la carrera con al menos un equipo en carrera gracias al "reenganche" de Jorge Pita/Víctor García (Subaru Impreza). Muy flojo.

Ciertamente que a los vencedores Fernando González/Pablo Rodríguez no tiene por qué afectarles este hecho que también se vivió en su propia categoría RC2NN, la segunda en importancia del Rally Nacional. Tan solo ellos y Daniel Suárez/Sebastián González (Subaru) vieron la rampa de llegada. No fue competencia. Además, ambos equipos llegaron sufriendo

El Rally de Melo –desde nuestra óptica- dejó un fuerte llamado de atención en cuanto al estado de salud del campeonato rutero que organiza el Club Uruguayo de Rally (CUR). Ya no puede hablarse de un hecho circunstancial sino que van dos competencias (Rocha y Melo) donde la baja integración y la abultada cifra de abandonos desdibujaron la esencia del deporte: competir. En Melo, esta situación fue crítica.

Seguramente en la próxima cita con sede en Tala (Canelones) la cifra de anotados pegará un repunte pero ello no debe eclipsar a la situación de fondo que se vive.

Tan solo 11 equipos arribaron a la meta final en el Rally de Melo de los 24 que la iniciaron.
Sin ser injusto con el esfuerzo de los que llegaron, pero en las dos categorías más relevantes del certamen del CUR, las victorias de Fernando González/Pablo Rodríguez (Evo 8) en la General y RC2NN y Jorge Pita/Víctor García (Subaru Impreza) en la RC2N, son meramente para la estadística y un mimo personal para esos cuatro protagonistas que seguramente los estimulará para seguir creciendo.

RC5NN: Enorme carrera
Jorge Alfaro y Horacio Errazquin a bordo de un Peugeot 206 de la categoría RC5NN, protagonizaron una carrera excepcional. No solo marcaron el ritmo en la categoría más competitiva del campeonato sino que dieron un concierto de pilotaje y como prepararse para una carrera dura. Además del triunfo metieron su pequeño auto en el segundo lugar de la clasificación General. Enormes. Segundos llegaron Durán/Ferrari (Ford Ka).

Revancha de Tarariras
Andrés Marieyhara/Martín Collette (Honda Civic) ganaron la categoría RC4 en remontada tras abandonar el sábado por fuera de ruta. El sistema de reenganche les permitió volver a la ruta. En la primera fecha (Rocha) no lució su gran trabajo porque la categoría no logró conformarse. En Melo, el equipo de la ciudad de Tarariras tuvo revancha y mostrar su gran potencial. Segundos arribaron Andrés Fontana/Ignacio Santisteban (Ford Focus).

Populares de la sección