Ghiggia: "Brasil es como una segunda casa”

“Estuve un poco en Río de Janeiro y las personas, pese a lo ocurrido, me reconocen y vienen a hablar conmigo", dijo el verdugo de Maracaná

El verdugo y único superviviente de la final del Mundial de 1950, el exdelantero uruguayo Alcides Ghiggia, afirmó este jueves que siempre es muy bien recibido en Brasil y que se siente en casa cada vez que desembarca en el país que organizará el Mundial de 2014.

"Brasil para mí es como una segunda casa. Estuve un poco en Río de Janeiro y las personas, pese a lo ocurrido, me reconocen y vienen a hablar conmigo", afirmó Ghiggia en declaraciones que concedió en el complejo hotelero de Costa do Sauípe, donde este viernes se celebra el sorteo que definirá los grupos del Mundial.

El principal protagonista del Maracanazo agregó que a sus 86 años sigue con la pasión del fútbol. "Es así: se gana un día y se pierde al otro, pero siempre ha sido maravilloso".

Ghiggia también exaltó el espíritu deportivo del fútbol, que permite que un rival y verdugo conquiste respeto y reconocimiento por haber realizado su trabajo de la mejor forma posible.

"Lo que el fútbol tiene de más lindo es que las personas tienen respeto y cariño por los jugadores. Estoy orgulloso de ser uruguayo y respeto mucho a Brasil. Es un país en donde somos recibidos con mucho cariño", aseguró.

Ghiggia, uno de los invitados especiales a Costa do Sauípe para el sorteo de los grupos del Mundial, confesó que desearía el próximo año una reedición de la final de 1950.

"Me gustaría mucho una nueva final entre Brasil y Uruguay. Sería maravilloso", afirmó.


Populares de la sección

Comentarios