Gastón, justo a tiempo

Tras el Sub 20, el volante se sumó a los entrenamientos de Nacional de cara al crucial duelo ante Palestino y puede darle una gran mano a Gutiérrez

Gastón Pereiro se sacó la celeste y se puso la tricolor en pocas horas. El volante de la selección uruguaya sub 20 terminó en las primeras horas del ayer su participación en el Sudamericano y temprano a la mañana estaba en Los Céspedes para volver a entrenar junto a Nacional desde la hora 9.

El volante, que fue anotado en la lista de los tricolores para la primera fase de la Copa Libertadores, será tenido en cuenta por Álvaro Gutiérrez para el encuentro del próximo jueves ante Palestino, en el que los del Parque Central deberán dar vuelta el 1-0 que trajeron de Chile.

La llegada de Pereiro se da en el momento justo. El entrenador tricolor manifestó que saldrá a ganar desde el primer minuto y el volante juvenil puede darle una gran mano, ya sea como titular o si ingresa durante el transcurso del partido.

El 10 celeste, que anotó un gol en el último encuentro ante Argentina, tiene a su favor que llega con gran rodaje en materia de encuentros oficiales, más que sus compañeros de Nacional, al haber jugado la mayoría de los partidos del Sudamericano.

Como contra, tiene que en todo el verano no jugó ningún minuto con la camiseta tricolor, al estar afectado a la sub 20 celeste y que no tuvo días de descanso.

De todas formas, ya conoce a sus compañeros –Nacional mantuvo la base del pasado Apertura– y tiene tres días para trabajar junto a ellos y así refrescar la memoria del juego tricolor.

Opciones por Polenta

La expulsión de Diego Polenta en el partido de ida ante Palestino obliga a Gutiérrez a hacer un cambio obligado en el centro de la zaga, donde el jugador que vio la roja hizo dupla junto a Guillermo De Los Santos.

Se espera que el DT, en sintonía con lo que manifestó de salir a ganar desde el arranque, deje el 4-3-3 con el que salió en Santiago y vuelva a su tradicional 4-2-3-1.

Entre las opciones que puede manejar el entrenador para cubrir el puesto de Polenta está el juvenil José Aja, quien tuvo minutos en el pasado Apertura y entró en el final ante los chilenos en el partido de ida.

Otra posibilidad es la de pasar a la zaga al volante Diego Arismendi, algo que Gutiérrez especuló en el arranque del pasado Apertura y que implementó en la recta final del clásico ante Peñarol. Es más, ante la expulsión de Polenta, el que pasó a la zaga fue Arismendi el jueves pasado. 

En ese caso, el lugar del “Mama” en el medio puede ser cubierto por Nicolás Prieto, quien fue titular en la ida, o por Ribair Rodríguez, quien entró en el segundo tiempo ante los chilenos para reforzar el mediocampo.

La tercera opción, más lejana, sería la de Ribair como zaguero, quien jugó en esa posición cuando estuvo en Boca y era dirigido por Carlos Bianchi, pero aún no lo ha hecho en Nacional en esa zona.

El zaguero colombiano Carlos Valdés, quien ya se sumó a los tricolores, no puede jugar ante Palestino por no estar en la lista para esta instancia de la Libertadores y recién podrá ser inscripto en caso de que Nacional avance a la fase de grupos.

Munúa evoluciona

Luego del golpe que sufrió en uno de sus hombros en el partido de ida, Gustavo Munúa ha tenido una buena recuperación y su presencia no estaría en duda el próximo jueves. “Ha mejorado muchísimo y ya puede mover el hombro de forma completa”, indicaron ayer a El Observador desde la sanidad tricolor, desde donde son más que optimistas para que juegue la revancha.

Al arquero se le realizó una radiografía para controlar que más allá del golpe no haya alguna otra lesión. “Tuvo mucho avance”, informaron. El guardameta recibió fisioterapia y un tratamiento especial, pero que ya ha hecho ejercicios de musculación y movimientos a la par de sus compañeros.


Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios